Control de velocidad de crucero, ventajas y desventajas.

El control de crucero es un sistema que simplifica la conducción, facilita la maniobrabilidad del vehículo que utilizándolo de la forma adecuada puede repercutir de forma considerable en el consumo de combustibles y en la seguridad.

A continuación les contamos las ventajas y desventajas de tener instalado el sistema de control de velocidad en el vehículo.

Ventajas

  • Aporta seguridad y comodidad en la conducción al no tener que tocar el acelerador, lo que permite relajarse un poco y preocuparse más por el volante.
  • Es útil para los viajes largos, reduce el cansancio en el conductor sobre todo a nivel de las extremidades inferiores.
  • El control de crucero es altamente efectivo para evitar que superemos los límites de velocidad.
  • Los controles de crucero nos permiten conducir sin pies, no solo manteniendo una velocidad constante, sino también elevando el ritmo para adelantar o reduciéndolo para adaptarnos al tráfico o a los límites de la vía.
  • Los controles de crucero cuentan con un mando en el volante que nos permite elevar o reducir la velocidad
  • El control de crucero es ideal para circular en situaciones y vías muy específicas, donde el límite de velocidad no solo es estricto sino constante, donde nos permite aprovechar al máximo el rendimiento del motor.

Desventajas

  • Hay que tener en cuenta una desventaja en su efectividad para frenar, no es comparable a la del pedal del freno, y por lo tanto hay que ser muy precavidos y tener siempre los pies en su sitio para solucionar cualquier incidente en carretera.
  • Podemos relajarnos excesivamente en algunas ocasiones, hasta el punto de perder la concentración de lo que sucede en la carretera.
  • Puede llevarnos a ese estado mental que los psicólogos denominan la “hipnosis de la autopista”, o a una conducción subconsciente.
  • El caso más peligroso puede llegar si nos quedamos dormidos, en el cual el auto seguiría manteniendo la velocidad hasta colisionar.
  • Es de vital importancia la incorporación de los sistemas que evitan cambios involuntarios de carril o que detectan nuestra pérdida de atención en la carretera o giros erráticos del volante que pueden hacer las veces de un “control de hombre muerto”, es decir, que el auto sea capaz de determinar que hemos perdido la atención en la carretera y llegue a bloquear el trabajo del control de velocidad de crucero.

La EuroNCAP valora muy bien a los vehículos que integran este sistema en sus pruebas de colisión,  considera un requisito mínimo en su análisis las ayudas a la conducción que el auto equipe de serie. EuroNCAP se encarga también de verificar la fiabilidad de los sistemas y el cumplimiento de los estándares de seguridad para el conductor. Por tanto todos ya trabajan en los sistemas de control de velocidad.

El control de velocidad de crucero aún no es obligatorio en la Unión Europea, pero estamos seguros de que con el tiempolo será.  Para entonces los fabricantes ya lo tendrán integrado como equipo de serie.

Evidentemente las ventajas y las desventajas de estos sistemas también varían en cada persona y según el estado de ánimo del conductor. La prudencia siempre debe ser la que determine si es más seguro que utilice el control de crucero o no. También es cierto que si somos cuidadosos con el acelerador y seguimos unas reglas básicas de conducción eficiente, normalmente podemos mejorar los registros obtenidos por nuestro auto con el control de crucero conectado.

Entradas relacionadas

Comentar