Alabeo en las llanta de un vehículo

Cuando vamos en la carretera condiciendo observamos algunos vehículos a los que las llantas se mueven como si estuvieran sueltas. Este fenómeno se le conoce como alabeo y en la mayoría de los casos el alabeo es un problema de balanceo en el rin, pero en un caso más crítico puede ser un problema en la rotula de la tijera o en el terminal o el brazo de la dirección;  se corrige llevando el vehículo para que le realicen el proceso de alineación y balanceo, que siempre lo ofrecen de manera conjunta.

¿Cómo se puede identificar si el vehículo presenta alabeo? Cuando se siente una vibración en el timón o se siente que el vehículo hala para algún lado al soltar el timón, en algunos casos viene asociado a problemas de dirección.

¿Qué le hacen al rin cuando lo balancean? lo montan en la maquina balanceadora; en la maquina balanceadora el equipo va mostrando en un tablero el desequilibrio del rin y con la ubicación de unas pesas de plomo que se van colocando estratégicamente  alrededor del rin se va nivelando el peso del rin  hasta  lograr  que quede balanceado, esto hará que al montar la llanta nuevamente al vehículo ya no presente el alabeo.

En los casos más críticos puede ser una rotula de la tijera,  la terminal o el brazo de la dirección. Para revisar estos elemento se realiza una prueba con el carro elevado o bloqueado;  se toma la llanta  de la parte superior e inferior, luego de la parte izquierda y derecha realizando así  movimiento; de esta forma se puede percibir el juego, se inspecciona visualmente pues la rotula está diseñada para movimientos axiales y radiales y es fácil observar si se mueve libremente o si no tiene movimiento.  En el caso del alabeo se la llanta se  mueve libremente.  Para el caso de la terminal y el brazo se verifica si están ajustadas o si presentan golpes.

En el caso de la terminal y el brazo puede ser un tema de ajuste y se corrige con el re torquero, para el caso de la rotula se debe sustituir y en algunos casos no viene como pieza de recambio sino la tijera completa; estas solo se ven afectadas por golpe al coger un hueco o reductor de velocidad que las afecte directamente, o por desajuste y  por eso la periodicidad para realizar alineación y balanceo debe ser regular dependiendo de donde se transite. La alineación se debe hacer cada 10.000 kilómetros o menos si se transita por carreteras destapadas.

Entradas relacionadas

Comentar