¿Cómo funciona la bomba sumergible y por qué falla?

El uso de la bomba de combustible sumergible en los sistemas de inyección ha exigido que los técnicos automotrices no solo tengan los adecuados conocimientos mecánicos, sino que también deben contar con conocimientos de electricidad para entender su funcionamiento y los métodos de desmontaje e instalación y los pasos para efectuar diagnósticos acertados de las fallas que se puedan presentar no solo en la bomba, sino también en el resto de los componentes del sistema de alimentación de combustible.

La bomba de combustible es el corazón del sistema de combustible. En la mayoría de autos de modelo reciente, es una bomba de funcionamiento eléctrico montada sobre el tanque de combustible y es la encargada de aprovisionar el combustible a los inyectores. La bomba trabaja de forma continua desde el momento en que se gira la llave y  el motor empieza a trabajar.  Conozcamos diferentes aspectos de la bomba sumergible, tales como: su funcionamiento, diagnóstico y posibles fallas.

Funcionamiento

La bomba eléctrica funciona con un voltaje de 12 o 13 voltios, los cuales son suministrados en el momento de girar el interruptor de encendido. Desde este instante empieza a girar el motor eléctrico que suministra la presión que requiere el sistema de combustible, esta presión puede variar desde 14,5 hasta 55 libras por pulgada cuadrada dependiendo del vehículo y del sistema de inyección utilizado.

Para poder determinar la presión debemos remitirnos al manual del fabricante, en caso de no tener el manual se deben realizar las pruebas de presión para poder determinar la presión de funcionamiento del sistema. Si la presión del combustible es incluso un par de libras menos de las especificaciones, puede causar problemas.

Diagnóstico

El diagnóstico de una bomba puede ser realmente un desafío para los mecánicos más experimentados. Para que un motor con inyección de combustible opere correctamente, la bomba debe operar a la presión requerida para el funcionamiento del sistema. La presión entregada por la bomba debe cumplir con las especificaciones porqué ésa es la forma como el motor está calibrado para operar.

Una bomba débil que no está entregando la presión adecuada puede hacer que un motor opere con mezcla pobre, tenga fallas de encendido y jaloneo al acelerar. El volumen de combustible es tan importante como la presión. Una buena bomba generalmente es capaz de bombear por lo menos 750 ml (3/4 de un litro) de combustible en 30 segundos. Si no puede, hay un problema.

Pasos para realizar un diagnóstico

  1. Asegúrese que el tanque tenga combustible. En ocasiones pueden existir fallas en el indicador de combustible.
  2. Comprobar el funcionamiento de la bomba, al girar la llave se escucha un zumbido, es fácil de escuchar, dura aproximadamente 2 segundos, luego se detendrá, este es el tiempo requerido para presurizar el sistema de combustible y dejarlo listo para operar.
  3. Si no escucha el zumbido, gire la llave en el interruptor de ignición y con un multímetro verifique si le están llegando 12 voltios al enchufe del cableado de alimentación eléctrica de la bomba.
  4. Si no hay lectura del voltaje requerido para la bomba, revise el circuito hasta determinar dónde se ha interrumpido el flujo de corriente o si se debe a una alta resistencia por cables dañados, mal contacto o sulfatación de las conexiones.
  5. Mida con un multímetro la continuidad del motor eléctrico en los terminales de la bomba. Si la lectura de la resistencia es alta o infinita la bomba está dañada.
  6. Al sustituir la bomba dañada es importante limpiar el tanque y las tuberías de combustible, antes de proceder a desmontar el tanque desconecte el terminal negativo de la batería y saque la tapa de llenado del tanque para permitir la salida de los vapores de gasolina, los cuales son propensos a inflamarse con cualquier chispa. Tome todas las precauciones de seguridad al vaciar el tanque, almacene la gasolina en un recipiente limpio y adecuado con su respectiva tapa. Tenga presente siempre las medidas de seguridad para evitar cualquier accidente, recuerde que está trabajando con gasolina. Para el desmontaje y montaje del tanque siga las instrucciones del fabricante del vehículo.
  7. Antes de instalar la nueva bomba en el tanque, compruebe su funcionamiento. Recuerde siempre las normas de seguridad.
  8. Le recomendamos usar siempre bombas de gasolina recomendada por el fabricante, están diseñadas para una extensa duración y lo más importante el respaldo y la garantía que ofrece la marca.

Fallas posibles

  • Energía eléctrica en el vehículo por debajo de la apropiada para la bomba o, el voltaje que está recibiendo es inferior al necesario para su funcionamiento. En tal caso se aconseja revisar batería, alternador, bobina de ignición, cables de bujías, sensores, etc.
  • Combustible sucio, puede ser que, el combustible presente residuos extraños los cuales ocasionan taponamiento en el pre filtro de gasolina o en el filtro ubicado en el punto de succión, denominado strainer. Es importante saber que ahora los vehículos no sólo llevan instalado el filtro de gasolina que convencionalmente conocemos, sino que también dentro del tanque, junto a la bomba se encuentra el pre filtro.
  • El tipo de combustible aplicado, este puede ser  causa de falla en el sistema. La marca siempre recomienda algún tipo de combustible que puede ser regular, extra o superior.
  • El combustible tiene una doble función para la bomba, el primero es lubricante y el segundo es refrigerante de la misma, los combustibles cuentan con estos aditivos que permiten y garantizan un buen funcionamiento a largo plazo.  Las bombas sumergidas  son el sistema más utilizado en los sistemas de inyección, es recomendable  no transitar con el tanque en reserva; con el tanque en reserva la bomba funciona sin lubricación y sin refrigeración, bajo estas condiciones la bomba falla.
  • El cambio de combustible, al utilizar un combustible diferente al recomendado, puede causar una mala lubricación o refrigeración con los mismos daños del punto anterior.
  • Desprendimiento de partículas de óxido de las paredes internas del tanque, cuando este es metálico, pueden llegar al filtro (strainer) particulas de oxido que lo tapan y provocan que la bomba se acelere en forma intermitente, ocasionando un fluido irregular hacia el motor.

Entradas relacionadas

Comentar