Motor rotativo Wankel

El motor Wankel fue inventado por Félix Wankel en 1924; utiliza rotores en vez de pistones. Es un motor sencillo, suave y silencioso, por su sencillez en el diseño no presenta fallas de consideración, está compuesto de (Bloque o carcasas, alojamiento intermedio,  cigüeñal excéntrico, bielas del rotor, rotores, recinto de combustión, vértice sellador, engranaje del rotor y placas exteriores del motor, engranajes fijos).

El motor Wankel realiza los 4 tiempos (admisión, compresión, expansión y escape). Igual que los motores de pistones usa la presión que produce la combustión de la mezcla aire combustible, lo hace en las zonas que quedan entre el estator y el bloque;  a medida que el rotor triangular realiza su movimiento epitrocoide, transmite su movimiento al cigüeñal que se encuentra en su interior.

El engranaje del rotor dicta la órbita mientras que el de fase consta de un engranaje de dientes en el interior del rotor y un engranaje de dientes exterior fijos en un eje excéntrico. Si el engranaje del rotor tiene  30 dientes en su interior, el engranaje del eje tiene 20 dientes en su perímetro por lo que la relación de transmisión es de 3:2. Debido a esta relación de transmisión, la tasa de velocidad de giro entre el rotor y el eje se define como 1:3. Gira una vuelta mientras que el eje excéntrico gira tres vueltas; con el motor funcionando a 3000 rpm, el rotor girará a 1000rpm.

Un motor de combustión interna sin tantos elementos móviles internos Mazda vio un gran potencial en este motor y en 1961 la compañía firmó un acuerdo de cooperación con NSU, una fábrica de motocicletas para desarrollar la mecánica rotativa.

Mazda experimentó variando la cantidad de rotores. El diseño presentaba problemas de estanqueidad, consumo de combustible y aceite, tenía bajo par y todos estos inconvenientes los fue mejorando hasta lograr desarrollar 110 HP con  1.082cc, que era un excelente rendimiento para la época, también lograba cumplir con las normas de contaminación de la época, la ley Muskie, era eficiente pero tenía un alto consumo de combustible.

En 1970 mostró en España el increíble RX2 y RX3 que también fue vendido como el Mazda 818, en este incorporaron el motor Wankel, en 1978 presentaron el Mazda Savana RX7, un lindo auto deportivo con farolas abatibles que era el directo competidor del Toyota supra, o del Nissan Skyline. Se produjo desde 1978 hasta 2002.

Un motor que llamó la atención de muchos ingenieros fabricante de tractores y motos. Muchas marcas  lo usaron, también Mercedes Benz.  Se creía que el futuro de los motores era el rotativo o Wankel, pero no fue así.

Mazda con este motor ganó las 24 horas de Le Mans en 1991. Es la única marca japonesa en ganar esta carrera con el Mazda 787B con un motor Wankel de cuatro rotores de 654CC, con una potencia  de 690 HP a 9000 rpm y 608 N.m a 6500 rpm de par motor.

Un motor diferente para la época usado en autos deportivos como el RX7 y ganador de las 24 horas de Le Mans, Mazda ha mencionado que para el salón de Tokio en 2015 piensa mostrar una posible evolución del RX7 o tal vez el nacimiento del RX8, que iría equipado de un motor Wankel versión 16x, con 228 HP con un motor de  1600cc.

Entradas relacionadas

Comentar