Configuración automotriz: tracción

En el automóvil la configuración automotriz hace referencia a donde se ubica el motor y las ruedas motrices. Existen varias formas de diseño y construcción del motor de combustión interna y para analizarlo podemos considerar su posición y orientación:

Posición del motor

Delantero: esta posición aprovecha más el espacio interior y permite mayor refrigeración al motor.

Central: se ubica el motor en la parte central detrás del eje delantero o central trasero detrás del habitáculo al frente del eje trasero.

Trasero: es la disposición más utilizada en los automóviles deportivos, ya que la tracción mejora al cargar mayor peso sobre las ruedas motrices, se deben incorporar aberturas para la refrigeración.

Orientación del motor

Transversal: es la disposición más habitual hoy en día, se denomina transversal pues está orientado de forma transversal al eje de simetría el auto.

ubicacion-transversal-motor

Longitudinal: el motor está dispuesto en forma longitudinal al eje de simetría del auto, esta disposición de motor es utiliza cuando la tracción del auto es trasera.

ubicacion-longitudinal-motor

Existen varias disposiciones pueden ir ubicados motor y tracción en la parte delantera del auto o en la parte trasera, también existen unas combinaciones donde se encuentra el motor en la parte delantera y la tracción en las ruedas es trasera.

Tracción

Se denomina tracción a la aplicación de las fuerzas que actúan en sentido opuesto y tienden a estirarlo o a generar el movimiento. Cuando hablamos de tracción en el automóvil se refiere a la transmisión de potencia del motor a las ruedas.

En el automóvil existen los siguientes sistemas de tracción

  • Tracción delantera (FWD)
  • Tracción trasera (RWD)
  • Tracción en las cuatro ruedas (4X4)
  • Tracción en las cuatro ruedas permanente (AWD)

Tracción delantera (FWD)

Es cuando la transmisión de la fuerza motriz se realiza en el eje delantero, lo que quiere decir que el par se transmite en las ruedas delanteras, en su gran mayoría integran el diferencial en la estructura de la caja.

Tracción trasera (RWD)

Es cuando la transmisión de la fuerza motriz se realiza en el eje trasero, lo que quiere decir que el par se transmite en las ruedas traseras, la mayoría de los autos con tracción trasera, traen el motor de forma longitudinal en la parte trasera y transmite el movimiento al eje trasero.

También podemos encontrar motores longitudinales en la parte delantera del auto y la transmisión se realiza en el eje trasero, esta disposición es más frecuente en camiones, vehículos de carga y algunos autos deportivos.

Tracción en las cuatro ruedas opcional (4x4 o 4WD)

Tiene tracción en las ruedas delanteras y se engancha al motor mediante un mecanismo de cambio o palanca, quiere decir que acopla las ruedas traseras para que estas también ejerzan  tracción, se utiliza en vehículos todo terreno.

No se recomienda transitar a altas velocidades con el 4X4 conectado y requiere ser conectado antes de iniciar la marcha.

Para conectar la tracción total se puede emplear un dispositivo electrónico o una palanca selectora más pequeña usada para el cambio, esta puede otorgar también dos opciones alta y baja (reductora) que se utiliza cuando requiere un par adicional y menor velocidad.

Tracción en las cuatro ruedas permanente (AWD)

El sistema AWD permite obtener tracción en las cuatro ruedas de forma permanente, algo que no se puede realizar en los 4X4. El sistema AWD tiene una caja de transferencia central que permite acoplar el eje frontal con el trasero. Hay un acoplamiento viscoso ubicado en la caja de transferencia que le permite operar en cualquier tipo de superficie, evitando que giren fuera de control como ocurriría en un 4X4.

La tracción AWD es ideal para conducir en terrenos con escasa adherencia, pistas mojadas por la lluvia, ya que distribuye la fuerza de tracción en las cuatro ruedas. Así pues, si necesitamos girar nuestro vehículo en una curva muy pronunciada, el AWD corregirá la tracción para hacerlo más maniobrable.

Al tomar una curva las ruedas del tren delantero giraran con radio diferente al del trasero, por llegar estas al cambio de dirección con antelación, si no dispusiéramos de un diferencial que reduzca la velocidad en el puente trasero para aumentarla en el puente delantero y así evitar que se genere una deslizamiento entre los neumáticos, se presentaría una marcada tendencia a seguir recto por parte del vehículo.

Entradas relacionadas

Comentar