Todo sobre el freno de mano

El freno de mano, también conocido como freno de estacionamiento o de emergencia, es un sistema de frenado que inmoviliza de manera permanente las ruedas de un vehículo.

Es un elemento que ha evolucionado mucho desde que se instaló por primera vez en un automóvil, en la actualidad existen varios tipos y sigue siendo esencial y muy importante en el funcionamiento del automóvil.

Para que sirve.

Se trata de un sistema de frenado que tan solo se emplea para impedir el movimiento de las ruedas una vez estacionado el vehículo, y no durante la conducción. En el caso de que los frenos convencionales fallen, puede emplearse también como freno de emergencia.

Puede ser empleado para ayudar al avance del vehículo cuando este se encuentra en una pendiente pronunciada, aunque muchos automóviles actuales cuentan con sistemas de ayuda específicos para estas situaciones.

Como funciona.

El freno de mano funciona gracias a una serie de varillas que se accionan mecánicamente a través de la palanca ubicada, por lo general, a la derecha del conductor, entre ambos asientos delanteros.

Esta palanca es la encargada de aumentar la presión de frenado cuando se tira de ella, junto con la varilla que está unida a esta y a la pieza derivadora. De aquí salen los cables dirigidos a las ruedas, estos se encuentran unidos a unas palancas de accionamiento que detendrán el vehículo.

El freno de mano o freno de estacionamiento inmoviliza el vehículo. Por esta razón, al estacionar el auto debemos ponerlo. No importa que lo hagamos en un lugar llano o que conduzcamos un carro automático.

Para su desconexión, se debe presionar el botón dentro del mismo freno, que acciona las varillas para desconectarlas de las pastillas o zapatas de frenado.

Si bien es parte del sistema de frenos (porque cumple la misma función, frenar), no utiliza ninguna de las partes del sistema de frenos habitual (excepto por el freno en la rueda mismo) a modo de medida de seguridad: si por una razón uno se quedase sin frenos, con cuidado podría ir usándolo.

Al ser un freno de estacionamiento, o de emergencia, tampoco forma parte de ninguno de los otros subsistemas o funciones de frenado; no está incluido en frenos ABS, tampoco en el ASR ni en el ESP.

Partes del freno de mano.

  • Palanca: Es quien activa el proceso de frenado trasero mediante el accionamiento por parte del conductor; puede ser también un botón.
  • Sistema de desenclavamiento: Suele ser un botón ubicado en la misma palanca para desactivar la fijación de las ruedas traseras y permitir la movilización del auto.
  • Varillas: Las varillas, junto a los cables, son quienes reciben el impulso para realizar el accionamiento de frenado, ejerciendo presión en los portafrenos o pastillas de frenado.
  • Trinquete: Es la pieza que se desliza al activar la palanca, permitiéndole quedarse fija para lograr el frenado. Es una pieza dentada.
  • Varilla de tiro: Está conectada al accionamiento y movimiento de la palanca, y es un anexo entre ella y las piezas que se dedican al frenado mediante la presión en pastillas de freno.
  • Derivador: De él se desprenden las varillas que van a accionarse durante el frenado.
  • Tuercas de reglaje: Son quienes sujetan a la pieza derivadora.
  • Cables con funda: Surgen desde el mismo derivador, se conectan a las ruedas y se unen con la palanca de accionamiento para provocar el frenado.
  • Palanca de accionamiento en rueda: Es la pieza que acciona las varillas y el cable, el cual fijará las bandas en la campana, o bien el cáliper con los discos de freno.

Tipos de freno de mano.

Los frenos de mano pueden ser mecánicos o electrónicos, este último tipo se ha implementado recientemente a nuevos vehículos, así como a automóviles de alta gama.

Freno de mano mecánico.

Como vimos en el apartado anterior, utilizan la fuerza mecánica para impedir la tracción trasera de un vehículo, a través de varillas y cables accionados por la palanca ubicada en las cercanías del asiento de conductor.

Freno de mano electrónico.

Es un sistema electrónico que consta de un botón que acciona el sistema de forma directa con el sistema mecánico de los frenos. Poseen un software que es el encargado de generar el frenado y según cuál sea este programa instalado, va a ser el mecanismo que active el frenado: Puede ser al detectar cuestas o pendientes, al quitar el contacto con las llaves, al desabrochar el cinturón de seguridad del piloto o al detectar frenadas fuertes relacionadas a situaciones riesgosas en la conducción.

¿Cuándo no usar el freno de mano?

  • Nunca debemos olvidar quitar el freno de estacionamiento antes de arrancar. Al conducir un auto con el freno de mano puesto, además de provocar un olor a quemado, se desgastará rápidamente el embrague y las zapatas de freno así como que podrían sobrecalentarse los embellecedores de las llantas.
  • Tampoco es recomendable usar el freno de mano cuando fallen los frenos hidráulicos, mucho menos cuando la velocidad a la que se vaya sea excesiva. Esto podría provocar un grave accidente.
  • Cuando el freno de estacionamiento se utiliza de manera correcta, este no debe generar ningún problema. Como mucho, debido al paso del tiempo, puede pasar que el cable se oxide o se afloje, pero esto puede arreglarse fácilmente acudiendo a un mecánico y la reparación no será costosa.

Comentar