Cómo identificar problemas en los frenos

Es importante controlar todos los sistemas en el automóvil y realizar los mantenimientos programados, de esta forma su auto circula de forma segura. Si se fijan en las noticias donde muestran accidentes de tránsito la frase que predomina es “una falla mecánica”.

Cuando el auto empieza a fallar es que empezamos a tratar de interpretar la falla, en la mayoría de los casos cuando no se presta atención a las señales la falla se convierte en accidente. En la entrada de hoy vamos a identificar posibles problemas en los frenos.

Recorrido del pedal aumenta

El primer indicador de fallos en el sistema de frenos es el recorrido que tiene el pedal del freno. Debe revisar de forma objetiva, pues con el tiempo el cuerpo se adapta a la posición del pedal y puede de cierto modo volverse imperceptible desde este punto de vista. Cuando el pedal aumenta su recorrido hay que revisar el sistema de frenos, esto se debe a que la pastilla y/o la banda va perdiendo su espesor y se ve reflejado en el pedal.

Recorrido del pedal disminuye

Las piezas que provocan la extensión o la retracción de las partes móviles pueden estar defectuosas. Si el pedal no vuelve de forma normal a su posición inicial existen problemas a nivel interno.

Pedal esponjoso

Las mangueras de freno pueden estar deformadas, así que la presión del fluido expande la manguera, amortiguando la presión que debe llegar a los pistones o mordazas. También podría deberse a la presencia de aire en el sistema hidráulico, o a que el líquido de frenos sea deficiente o esté mezclado con agua. O incluso que el pistón de la pinza o la propia pinza esté gripada. Lo mejor en este caso es una revisión general del sistema de frenos.

Pedal demasiado duro

Si el pedal de freno ofrece mucha resistencia, puede que las pastillas estén sucias o manchadas, que haya un problema en el pistón de la pinza, problemas con el líquido de frenos, que las pastillas estén cristalizadas. También que los discos de freno estén dañados, o que haya fallado el servofreno, y por eso cuesta más activar el pedal.

Se bloquea una rueda

Alguna parte del sistema no trabaja correctamente, o está agarrotada, obstruida o hinchada. También puede deberse a una pastilla de freno defectuosa o a que el cable del freno de mano esté enganchado, con lo cual estaría funcionando aún al quitar el freno de estacionamiento.

El pedal de freno vibra

Sin confundir las vibraciones con las que se notan cuando el ABS entra en acción, puede que tengamos los discos alabeados o los rodamientos de la rueda gastados. También es posible que debamos cambiar pastillas y discos de freno o que las ruedas estén mal equilibradas (balanceadas).

Frena poco en caliente

Es posible que las pastillas sean de mala calidad o que hacen mal contacto, o que los discos sean muy delgados. Si ocurre sólo cuando vamos rápido y frenamos muy a fondo, tranquilos: eso es el fadding, el exceso de trabajo que sometemos al sistema de frenado y pierde eficacia con la temperatura (use más el freno motor o algo más tranquilo. Espere a que se enfríen los frenos para continuar).

El auto navega hacia un lado

Puede que las pastillas de un lado estén sucias, haberse cristalizado o impregnadas de grasa o líquido de frenos. Pero puede que no sea de los frenos directamente, sino que los neumáticos no tengan la presión correcta o incluso rótulas o amortiguadores en mal estado.

Chirrido al frenar

Puede ser desde suciedad en las pastillas, que estén muy desgastadas o sean de baja calidad. También que rocen las pastillas contra el cáliper o que falte alguna pieza. O que los discos estén en mal estado.

Nivel bajo del líquido de frenos

Cuando el líquido de frenos se encuentra por debajo del nivel mínimo en el depósito puede ser un indicador de desgaste de pastillas, también debe revisar si la pérdida del líquido no obedece a una fuga en la bomba o por las líneas de frenos.

Freno de emergencia electrónico

Debe revisar la tensión del freno de emergencia, en sistemas de frenos electrónicos pueden presentarse fallas donde el sistema se encuentra todo el tiempo activado, este fallo desgasta los componentes del sistema de frenos. Se puede diagnosticar mediante un escáner de la marca.

Freno de emergencia mecánico

El freno de emergencia mecánico debe graduarse de forma periódica y de acuerdo al uso del vehículo. Un indicador de fallas en este elemento es cuando el recorrido de la palanca supera cierta cantidad de toques de trinquete. En algunos autos puede ser 3 o 4, de ahí para arriba toca graduarlo para que tenga buen ajuste.

Es recomendable realizar revisión de frenos y embrague por lo menos cada 6 meses, si se utiliza a diario la revisión debe ser con mayor frecuencia. La recomendación del fabricante habla de una vez al año, sin embargo es importante estar graduando frenos de forma periódica, o por lo menos cuando piense salir de viaje.

Entradas relacionadas

Comentar