Sistemas de protección para peatones

La seguridad en el entorno automotriz esta en un momento cambiante, si antes la prioridad era los ocupantes y mantener a salvo tanto el conductor como los pasajeros en caso de accidente, hoy los avances tienen otra tendencia. Ya no se trata solo de proteger a los pasajeros en un choque sino de evitar ese choque. Los ciclistas y los peatones son los usuarios más vulnerables en las vías de circulación. Por desgracia, en el mundo siguen aumentando las cifras de muertos por atropellamiento o accidente. Muchas de estas muertes se podrían evitar si los usuarios de la vía cambiaran ciertos hábitos y tomaran medidas de precaución. Pero la tecnología también puede contribuir.

Los fabricantes empezaron a incorporar elementos al vehículo para proteger a los pasajeros, olvidándose de los peatones. Vehículos con paragolpes y aletas metálicas y frentes con aristas muy agresivas provocaban graves lesiones a estos. El diseño de vehículos más aerodinámicos, los paragolpes de plástico y normativas que obligaron a eliminar todo tipo de aristas cortantes de los vehículos mitigaron en gran medida las lesiones; no obstante, las altas velocidades siguen originando grandes daños personales. Actualmente, se sigue investigando en nuevos sistemas que minimicen los riesgos e incrementen la seguridad.

El comportamiento de los peatones y los ciclistas influyen en los accidentes, cuando invaden repentinamente la calzada o atraviesan las calles por zonas no autorizadas y esquinas; los conductores por su parte y a causa de distracciones o baja visibilidad, factores que se suman a la velocidad excesiva de algunos de estos, son la suma de todas las variables para que ocurra un accidente. Debido a toda esta problemática aparecen diferentes sistemas que de forma activa o pasiva tienden a proteger el peatón, evitando que ocurran los accidentes y en algunos de los casos en mitigarlos. Entre las innovaciones más importantes se encuentran:

Paragolpes

El paragolpes proporciona un espacio de separación en el frente de la carrocería, ahora se fabrican en materiales que absorben la energía y que a su vez tienen una forma ergonómica, evitando lesiones de rodilla y cadera. En su gran mayoría los vehículos cambiaron el diseño plano y agresivo por uno más redondeado, influyendo de forma positiva en la mecánica de la colisión y reduciendo de esta manera las lesiones.

paragolpes

Traviesa del peatón

Se ubica en la parte más baja del frente del vehículo, está diseñada para que, en caso de un accidente, el impacto sea sobre los tobillos de la persona, desplazando su cuerpo hacia arriba evitando arrollarlo.

traviesa-peaton

Capo con absorción  de energía

Este  tipo de capo también denominados activos, están diseñados para amortiguar los impactos de un choque, dotados de un sistema que eleva ligeramente el capo, para amortiguar el golpe. Algunos fabricantes incorporan un airbag debajo del capo, que acompañado de unos sensores que se ubican en el frontal y transmiten una señal a la unidad de control. Cuando los sensores detectan el impacto, un airbag exterior pensado para la seguridad e integridad de los peatones ubicado bajo el capó, cerca del parabrisas y que en caso de activarse, se despliega levantando el capó lo suficiente para absorber la energía del impacto y así causar menos lesiones al peatón en el caso de producirse un atropello.

De esta forma se reduce la fuerza con la que el peatón o el ciclista impactan contra este, evitando que llegue a los pilares o parabrisas que son los causantes de la mayoría de las muertes. Este sistema se activa  a velocidades entre 20 y 50km/h, esto se debe a que la gran mayoría de los atropellamientos se producen en ciudad.

Por tanto, a una velocidad superior se descarta la efectividad de éste dispositivo debido a que la trayectoria del cuerpo tras el impacto tiende a irse hacia delante o incluso pasar por encima del vehículo después del fuerte impacto contra el parabrisas delantero.

toyoda-gosei

Sistema de detección de peatones

La mayoría de fabricantes de autos, está abordando la seguridad hacia los peatones desde todas las ópticas posibles. Los programas que están desarrollando los fabricantes de autos, en el campo de la seguridad activa,  van encaminados a detectar peatones, algunos no solo integran sistemas sino también infraestructuras, logrando no solo detectar vehículos grandes, personas y objetos de todo tipo. Cuando logren establecer un protocolo único de comunicación y los fabricantes los incorporen a sus autos, se empezaran a ver sistemas que evitan el atropellamiento de forma autónoma.

volvo-v40

Entradas relacionadas

Comentar