Puntos clave para un mantenimiento adecuado

Hemos hablado en otros artículos sobre la importancia de un mantenimiento adecuado a nuestro vehículo y cómo influye este en el estado general del mismo y en su posible precio de reventa. También hemos descrito las posibles operaciones a realizar por kilometraje.

Cuando llevamos el carro al taller para realizar el mantenimiento periódico siempre queda la duda ¿Qué debe hacer el taller a mi vehículo y que le hace en realidad? Hoy hablaremos de los puntos clave para un mantenimiento adecuado.

Cambio de lubricantes

Lo primero que debe hacer el taller es revisar y cambiar los lubricantes del vehículo. El aceite del motor debe cambiarse cada 5000, 8000 o 10000 kilómetros, de acuerdo con el manual del fabricante.

El taller siempre debe demostrarle que cambió el aceite del motor y que está dentro del nivel establecido. Pero el aceite de motor no es el único lubricante, también debe revisar, completar o sustituir el aceite de la dirección y de la caja de velocidades según como se encuentre estipulado en el manual del fabricante.

Cambio de filtros

El auto tiene diversos filtros, el filtro del aceite debe cambiarse junto con el aceite de motor, el filtro del aire cada 10000 kilómetros, si transita por vías destapadas con el cambio del aceite del motor.  El aire acondicionado tiene un filtro que debe cambiarse cada 15 o 20 mil kilómetros. El filtro de combustible debe revisarse cada 30 mil kilómetros.

El taller debe entregarle cada uno de los filtros que se cambiaron en el vehículo para mayor seguridad y claridad.

Fluidos

En cada mantenimiento programado el taller debe revisar los fluidos del motor, como el refrigerante, el  aceite del hidráulico, el depósito del agua lavaparabrisas, el nivel del líquido de frenos y verificar la estanqueidad del motor.

Por lo general el concesionario verifica y completa los niveles siempre y cuando el nivel bajo no corresponda con una falla presente; en tal caso el taller debe diagnosticar e informar al cliente la operación mecánica a realizar.

Revisión con el escáner

Los automóviles vienen con una unidad central electrónica que maneja diferentes variables como inyección de combustible, encendido, seguridad pasiva entre otros. Se debe revisar con el escáner si presenta algún código de falla de forma preventiva o correctiva si tiene algún indicador del tablero encendido.

Alineación

La alineación es un servicio técnico que se le realiza al automóvil con el fin de revisar el estado de la geometría de la dirección y el estado de la suspensión. Es un proceso que generalmente se realiza dentro de algunos programas del mantenimiento programado del vehículo.

Un auto se desalinea por usarlo a diario. Sin embargo el término alinear no se refiere a las ruedas, sino más bien a la suspensión. Como parte del manejo normal, la suspensión de su auto se desgasta y los resortes se estiran demás.

Esta operación se debe realizar por lo menos cada 10 mil kilómetros o cada vez que pasemos la llanta por un bache. El taller debe entregarle un reporte con la debida explicación de las cotas en las cuales se encuentra el vehículo. El  técnico debe ajustar el vehículo a los parámetros, si esto no es posible se debe explicar al usuario la operación a realizar para ajustar el paralelismo, como cambiar algún elemento de la suspensión, de la dirección o una bancada para el chasis.

Balanceo

Una llanta está desbalanceada cuando un área es más pesada o ligera que el resto. Un indicio que la llanta esta desbalanceada es que presenta rebotes y vibraciones, que pueden disminuir la duración,  aumentar la vibración y causar tensión innecesaria en el vehículo, por lo tanto se debe agregar pesos de corrección que balanceen las llantas.

El balanceo en las cuatro ruedas es fundamental para el confort en la conducción y el mantenimiento del desempeño de las llantas. Siempre se realiza esta operación a la par con el proceso de alineación.

Suspensión

Lo ideal es revisar los amortiguadores y las piezas de la suspensión como la tijera, el buje y la mangueta para verificar el desgaste, el juego entre piezas, el ajuste y posibles fugas en el amortiguador.  En caso de detectarlas, es necesario reemplazarlos de inmediato. Muchas de estas situaciones son detectables en el proceso de alineación.

Sistema de carga

Las baterías deben revisarse periódicamente para  determinar el estado de su carga, si sostiene la carga, revisar el nivel de los electrolitos en las baterías de mantenimiento y revisar con herramientas de diagnostico su estado.

También debe revisar si el alternador está generando o si está dañado, también debe revisar las conexiones eléctricas, bornes y demás que estén haciendo contacto correctamente y limpiar los bornes cuando estén sulfatados.

Recuerde que los acumuladores tienen una vida limitada de aproximadamente dos años, dependiendo del uso.

Frenos

Uno de los puntos más importantes en el auto: el sistema de frenos. Una revisión completa debe hacerse al menos cada seis meses. Si sale continuamente es prudente que revise los frenos al menos una semana antes, para verificar que estén trabajando adecuadamente.

Revisar el estado de las pastillas, el nivel del liquido bajo puede ser un indicador, revisar las bandas traseras o pastillas traseras según como venga equipado el auto. Las pastillas deben cambiarse por lo menos cada 20 mil kilómetros en autos mecánicos y 15 mil en automáticos. Las pastillas traseras pueden durar 30 mil kilómetros y las bandas 60.000, todo depende del uso.

Entradas relacionadas

Comentar