Cómo funciona el filtro de partículas FAP/DPF

El filtro de partículas es un dispositivo de uso reciente, es obligatorio en Europa desde enero del 2010, para poder cumplir con las normas Euro V. este dispositivo va conectado al sistema de escape y está diseñado para eliminar partículas de hollín de los gases de escape en los motores diésel.

Es un filtro hasta ahora desconocido para muchos, existen diferentes formas en su funcionamiento, que varían de acuerdo al fabricante. Y como todas nuevas tecnologías que se introducen en el mercado, no es una tecnología sin problemas. A  continuación vamos a conocer el filtro de partículas, cómo funciona, regeneración activa, regeneración pasiva,  ventajas y desventajas.

¿Cómo funciona?

El filtro de partículas es el encargado de atrapar el hollín y luego eliminarlo, por un proceso que se denomina regeneración activa. Durante este proceso se alcanza a eliminar hasta un 85% del hollín y en algunas circunstancias casi el 100%.

Al contrario de un catalizador en el cual los gases pasan a través de canales abiertos. En el filtro de partículas, hecho normalmente por procesos de extrusión que utilizan cordierita o carburo de silicio para obtener la forma ovalada o redonda, los gases no pasan libremente a través de los canales, pero por paredes de cerámica, que son porosos, dejando sólo las partículas de hollín retenidas en los canales. Así solo los gases sin partículas pasan al exterior.

Como cualquier filtro que retiene las impurezas, estos dispositivos también deben limpiarse regularmente para que mantengan su función.

La manera de hacer esta regeneración del filtro varía de acuerdo con la tecnología usada por los fabricantes de automóviles.

filtro-particulas2

La regeneración pasiva

Se hace en viajes o trayectos largos, en los cuales la temperatura del gas de escape alcanza un nivel alto. De esta forma puede quemar las partículas que se alojan en los canales del filtro. La mayor parte de los filtros de partículas viene integrada con el catalizador y generalmente se ubica cerca del motor para sacar ventaja de las altas temperaturas. Por lo tanto es más eficiente la regeneración del filtro.

Además, los filtros de la nueva generación están recubiertos con una capa de platino en los canales, de modo que los gases que pasan a través de las paredes porosas del filtro, aumentan la temperatura en el filtro y las partículas pueden ser quemadas y de este modo se limpia el filtro.

Como las condiciones de conducción no siempre son estas hay que añadir otras formas de regeneración.

La regeneración activa

Existen diferentes métodos de regeneración activa, el más común se basa en la combustión del hollín mediante la temperatura de los gases de escape a la entrada del filtro. Diferentes sensores miden la presión antes y después del filtro, enviando esta información a la ECU del auto, el cual controla la cantidad exacta de combustible y el tiempo de inyección.

Las lecturas posteriores a la inyección son las que ayudan a la regeneración del filtro, que envía una gran cantidad de combustible diésel sin quemar a la línea de escape para elevar la temperatura del gas e iniciar el proceso de regeneración del filtro de partículas. Este es un proceso automático que el conductor no percibe.

Tipos de filtros de partículas

Existen dos tipos de filtros de partículas, sin aditivo y con aditivo.

Filtro de partículas sin aditivo

Suelen estar localizados muy cerca del motor, normalmente junto al colector de escape y junto al turbo. Su corto recorrido entre el motor y el filtro hace que el filtro de partículas obtenga la temperatura de los gases de escape y facilite la combustión de las partículas. Este tipo de filtros son  los más empleados por los fabricantes y su vida útil es en teoría es la misma del auto.

Filtro de partículas con aditivo

Este tipo de filtro se encuentra alejado del motor, debido a que la temperatura que va a generar la combustión de las partículas se consigue añadiendo un aditivo. Este tipo de filtros es utilizado por marcas como Citroën o Peugeot. El inconveniente que se presenta con este tipo de filtros es que el depósito que contiene el aditivo debe llenarse cada 100.000 kilómetros en promedio y esta operación se debe efectuar preferiblemente en un taller. La vida útil es limitada y está entre los 120.000 y 150.000 kilómetros.

Ventajas y desventajas

Ventajas

  • La principal ventaja de este sistema es la posibilidad de reducir bastante la cantidad de hollín emitido a la atmósfera.
  • Por ser una nueva tecnología, solo ahora se detectan algunos fallos de funcionamiento.
  • Estas situaciones de filtro bloqueado o parcialmente bloqueado causan contrapresión para no dañar el filtro de partículas antes del tiempo en el sistema de escape y también un aumento en el consumo.

Desventajas

  • En los recorridos cortos el proceso de regeneración puede no quedar completo y probablemente la luz de advertencia del filtro de partículas se encenderá, indicando que el filtro de partículas está parcialmente bloqueado.
  • Si usted no hace caso de la advertencia y continúe haciendo viajes cortos, las demás luces se encenderán indicando otro tipo de fallos. Si esto ocurre, el auto tendrá que ir al taller para hacer la regeneración.
  • En muchos casos, este tipo de regeneración ya no es posible cuando el nivel de partículas en el filtro es alto y el auto ha entrado en modo seguro. También el riesgo de incendio es real, porque el sistema de escape habrá que generar temperaturas de alrededor de 600º para poder llevar a cabo la combustión de hollín. Hay que tener cuidado donde y cuando se lleva a cabo.

Entradas relacionadas

Comentar