Antes de comprar un auto revise sus finanzas

El mercado automotriz ofrece u sin fin de facilidades a la hora de comprar un auto, acceder a un crédito para auto es más fácil que adquirir otros bienes de consumo, pero antes de comprar un auto debe revisar muy bien sus finanzas y piénselo muy bien antes de endeudarse con el carro de sus sueños.

Evalúe su capacidad económica

Antes de adquirir cualquier bien es importante realizar un análisis financiero, donde realice un balance entre sus ingresos y sus gastos, de esta forma podrá determinar qué capacidad de endeudamiento tiene y si está en el momento ideal para adquirir una deuda o gasto.

Revise las tasas de interés

Los bancos y financieras ofrecen diferentes tasas de interés, dependiendo del tipo de crédito, si es para vehículo, libre inversión o sobre libranza y otros. Antes de firmar cualquier documento tenga en cuenta la tasa de interés que le están ofreciendo, para que logre obtener la mejor tasa.

Haga cálculos en la duración de su crédito

Lo más conveniente es hacer simulaciones de su crédito, evaluar los intereses, no olvide que un crédito a más tiempo lleva más dinero en intereses,si bien tener un crédito a menos plazo puede implicar el pago de unas cuotas más altas, al final se puede ver en un ahorro.

Para reducir el tiempo puede sumar sus ingresos con los de su esposo(a) para obtener un cupo más alto, en caso que usted solo no logre el mínimo requerido.

Tenga en cuenta en los gastos no solo el pago de la cuota de su crédito sino gastos adicionales que demanda tener un vehículo como: el combustible y las revisiones de mantenimientos por kilometraje, impuestos y seguros.

Algunos planes de financiamiento le permiten adquirir el auto con intereses más bajos directamente con la marca, haga muy bien las cuentas.

Análisis de la marca

Mire bien los beneficios entre una u otra marca como respaldo, garantía, presencia de concesionarios, facilidad para conseguir repuestos y servicio post venta.

Auto nuevo o usado

Si está pensando en adquirir un auto nuevo o usado, debe tener en cuenta que el porcentaje de financiación es inferior para los usados. Algunas entidades tienen políticas especiales y tasas de interés de acuerdo a la depreciación del vehículo (marca, línea, carrocería, etc.)

Lo importante es que usted verifique que además de adquirir un buen vehículo en cuanto a sus características técnicas y diseño, está tomando la decisión más acertada para su economía. Es fácil adquirir una deuda pero no tanto asumirla.

Los automóviles se deprecian a diario y si analizamos en el peor de los casos si vende el carro, con el valor obtenido, tal vez  pague parte de la deuda y siga pagando el crédito por un buen tiempo. Así que, revise muy bien sus finanzas antes de comprar un auto.

Entradas relacionadas

Comentar