Volkswagen Bulli: el monovolumen clásico

Seguro que alguna vez han oído hablar de la famosa “furgoneta hippy”, también conocida como “furgoneta flower power”. Pero, ¿saben exactamente de qué marca y modelo hablamos y cuál fue su origen y evolución?

La popular Volkswagen Bulli, también conocida como la Volkswagen Transporter, es técnicamente un monovolumen originario de los años 60 y hoy hablamos sobre ella.

Volkswagen Bulli: historia

Esta Volkswagen es todo un icono del mundo del motor a nivel mundial. Su andadura comenzó en el año 1947 cuando Ben Pon, un holandés que trabajaba importando vehículos, presentó un boceto en la planta alemana de Volkswagen localizada en Wolfsburg.

A partir de ese boceto, Heinrich Nordhoff presentó cuatro prototipos en 1949, de los cuales dos eran furgonetas, el otro era un bus pequeño y el último un combi. Así es como nace la famosa y mítica Transporter TI que empieza a fabricarse en 1950.

Nacimiento de la Volkswagen Bulli

La Transporter TI es considerada el inicio de la Volkswagen Bulli. Esta última se posicionó como una furgoneta original y amplia que conquistó los corazones de los amantes del sector de los monovolumen que necesitaban un vehículo con múltiples asientos.

Esta furgoneta integraba características originarias de la Beetle original. Por ejemplo, su motor 1.131 cc con 24,5 CV a 3.300 rpm y sus dos ejes.

La VW Bulli contaba con 8 espaciosos asientos que se repartían en tres filas, siendo las dos últimas adaptables para ponerlas y quitarlas cuando fuera necesario. ¿Y la capacidad de carga? Pues, nada más y nada menos que, 750 kg.

La demanda de la Volkswagen Bulli se incrementó de forma progresiva y no solo en Alemania. Por eso, Volkswagen se vio obligada a comenzar a exportar este modelo y en grandes cantidades. De hecho, en el año 1955 ya se habían fabricado 100.000 unidades de la VW Bulli y se abrió una nueva fábrica que permitiera incrementar todavía más la producción.

La furgoneta más hippy de la historia, conocida así por la tendencia de este sector de la población a comprarla y llenarla de gente y de bártulos para sus viajes, llegó a los once millones de unidades fabricadas y vendidas. Una verdadera pasada para ser un vehículo de estas características.

A día de hoy es muy difícil ver una Bulli Volkswagen por la calle. Es más, existen coleccionistas que llegan a pagar un precio de 50.000 dólares y más por un modelo en buen estado.

Pero la sorpresa para muchos es el lanzamiento de la sucesora: la nueva Volkswagen T6, disponible en su modelo Transporter, Caravelle o la Multivan. Este nuevo modelo llega adaptado a estos tiempos, con una tecnología más avanzada y un diseño más actual.

Por lo tanto, tanto los amantes de la Bulli tradicional como los que buscan una nueva están de enhorabuena. ¿Cuál prefieres tú? ¿El nuevo modelo o el antiguo?

Entradas relacionadas

Comentar

Una opinión

Trackbacks

Check out what others are saying about this post...
  1. […] estos años también se crea en la fábrica de Volkswagen otro coche mítico: el Type 2 o Bulli. El monovolumen clásico y que tan popular se volvió durante la época […]