Vans Mercedes-Bens Youngtimer: las nuevas “Hippie Bus”

Las vans o furgonetas Volkswagen T1 y T2 se encuentran en un lugar muy querido en la memoria colectiva, mucho en parte por haber sido el vehículo  elegido por los Hippies para esos grandes maratones por la paz que recorrían los Estados Unidos de costa a costa, asistiendo a conciertos como los famosos festivales de Woodstock o Monterey.

Su versatilidad, confiabilidad y buena capacidad de carga hicieron de las T1 y T2 los autos favoritos de otros colectivos como los surfistas, vacacionistas de largas temporada, excursionistas o simplemente cualquier joven que sentía que necesitaba tiempo –y kilómetros- para descubrirse a sí mismo.

Como suele ocurrir, lo que antes era mirado con desinterés o incluso desprecio, ahora es una valiosa pieza de la historia de la sociedad y de la automoción mundial, y las VW Bus, Westfalia y Combi de primera y segunda generación alcanzan precios considerables cuando están en un buen estado  de conservación, e incluso algunas como las primeras DoKa (Dopple Kabine , Cabina doble en alemán) son subastadas en montos astronómicos, incluso cuando se encuentran en pésimo estado.

¿Y ahora cómo nos vamos a la playa y a la montaña?

Las VW T1 y T2 han pasado a ser piezas de coleccionista, pero las ganas  de la gente joven y los aventureros por descubrir el mundo a lomos de un auto versátil siguen intactas. Si ahora las furgos Volkswagen se encuentran a precios prohibitivos, ¿De dónde sacamos nuestras máquinas para perdernos en el horizonte? La respuesta viene del mismo país de VW, pero un poco más al sur. Si, una vez más Mercedes-Benz salva el día gracias a esas bestias indestructibles salidas de Stuttgart.

Mercedes-Benz es referente mundial en vehículos lujosos, de alta gama y excelentes prestaciones, pero su división de vehículos industriales, comerciales y de servicio goza de una muy buena fama y el estado en que se encuentran al finalizar su servicio en empresas y comercios da para muchas buenas ideas, como la “camperización” o conversión a casa rodante /motorhome.

Las principales fuente de furgonetas Mercedes de segunda mano son las flotas comerciales de empresas, subastas de la policía y fuerzas armadas. Por lo general estos entes públicos y privados cuentan con sus propias divisiones de mantenimiento, lo cual garantiza un buen estado de conservación a la hora de su reventa a particulares.

¿Qué modelos de Van Mercedes buscar?

Existen muchas posibilidades a la hora de escoger una furgo / van Mercedes dependiendo de las necesidades, presupuestos, preferencias estéticas  y ganas de experimentar en remodelaciones. Por lo general hay 2 grandes segmentos en materia de camperización: furgonetas de tracción simple y furgonetas 4x4.

Las furgonetas de tracción simple tienen una mecánica más sencilla, son más ligeras y el consumo de combustible es considerablemente menor, pero se pierde la capacidad de recorrer todo tipo de caminos y llevar la aventura fuera de carretera.  Por otro lado, muchos conductores no encuentran cómodo conducir una furgoneta con una altura considerable al suelo que dificulte aún más la visibilidad. Recordemos que no contamos con retrovisor y la conducción urbana puede ser una pesadilla de movilidad y costos de carburante con una van pesada, con tracción integral (muchas veces permanente).

Existen versiones 4x4 y 4x2 de casi todas las furgos Mercedes de cerca de 30 años de antigüedad. Una vez que hayas decidido qué tipo de tracción se adapta mejor a tus necesidades, pasamos a estudiar tamaños. Como son muchas las versiones y modelos de van Mercedes en todo el mundo, nos enfocaremos en la TN, una de las carrocerías más populares y robustas alguna vez landa y el motor OM617 diésel, mejor conocido como “el motor del millón de kilómetros”.

Las Mercedes-Benz TN estuvieron disponibles con distancias entre ejes de 3050, 3350 y 3700 mm, capaces de adaptarse a necesidades de transporte de personas y bienes de gran tonelaje. Esta capacidad permite que su adaptación a motorhome se pueda realizar sin tener que reforzar la suspensión. La carrocería “delivery van” (furgón de reparto) es la más buscada para hacer las conversiones a casa rodante, pero se pueden ver muchas TN en versión de cabina simple (2 o 3 asientos) o doble cabina con un habitáculo en la parte de carga abierta que funciona como una habitación. Otro formato que cobra muchos seguidores (especialmente en zonas tropicales) en la adaptación de plataformas en la parte posterior y/o techo para la colocación de tiendas de campaña, siendo esto práctico y ligero a la vez.

Todos los días vemos más ideas diferentes de adaptación de furgonetas antiguas a vehículos de aventura. ¿Tienes tú alguna idea en mente?

Entradas relacionadas

Comentar