Testigo del volante encendido

En el tablero de instrumentos aparecen diferentes símbolos, el del aceite, el de la batería, también el temido check engine, hoy vamos a hablar de un testigo en forma de volante y con signo de admiración. ¿Lo conoce o lo ha visto en su automóvil? Este símbolo corresponde a la dirección asistida.

Cuando se enciente este testigo o símbolo en el tablero y luego de dar encendido continúa encendido, es necesario realizar un diagnóstico al sistema. Generalmente podremos seguir conduciendo aunque extremando las precauciones, ya que el volante se volverá duro y perderá parte de su autocentrado (el efecto de retorno). Si ha tenido una avería en la dirección o simplemente quiere cuidarla y saber más, siga leyendo.

La dirección asistida no es ninguna novedad, ya que data aproximadamente del 1920. Inicialmente la equipaban casi exclusivamente camiones y autobuses, siendo hoy algo habitual en todos los segmentos. En sus inicios funcionaban de muchas formas: por vacío, por aire comprimido, por aceite, etc.

 

¿Qué significa la luz de advertencia de la dirección?

Esta luz de advertencia suele tener la forma de un volante, a veces con un signo de exclamación. En los vehículos con dirección asistida eléctrica, el testigo puede indicar EPS, dirección asistida eléctrica. En cualquiera de los casos, la luz de advertencia se enciende en naranja o en rojo.

En los sistemas de dirección asistida hidráulica, una causa común para que se encienda la luz de advertencia es el bajo nivel de líquido de dirección asistida. Cuando se encienda esta luz, deténgase y compruebe inmediatamente el nivel de líquido. Rellene con el líquido correcto y la luz deberá apagarse.

Recuerde que un nivel bajo de líquido indica una fuga que debe ser reparada lo antes posible. Añadir líquido es sólo una solución temporal hasta que no haya más fugas. Si el problema no es el nivel de líquido, necesitará un diagnóstico por parte de un técnico certificado y posiblemente una reparación. Si la luz está encendida, significa que no hay dirección asistida. Todavía puede conducir, pero el volante es muy difícil de girar, así que tenga mucho cuidado al conducir.

En los vehículos con dirección asistida eléctrica, el testigo de nivel de líquido no se enciende porque no se consume el líquido. De hecho, el simple hecho de reiniciar el motor puede a veces apagar la luz. Al igual que con el ordenador de casa, puede haber pequeños errores que hagan pensar al ordenador que hay un problema real. Un rápido reinicio y el ordenador comprueba que todo funciona como debería. Si esta luz de advertencia no se apaga al reiniciar el ordenador, significa que hay un problema que debe ser diagnosticado. Al igual que el sistema hidráulico, la dirección asistida estará temporalmente desactivada y la dirección será difícil cuando se encienda esta luz de advertencia.

¿Es seguro conducir con la luz de aviso de la dirección encendida?

Sin dirección asistida, la dirección es muy difícil. Hay que tener mucho cuidado al conducir, por lo que es mejor no utilizar el vehículo en absoluto si se puede evitar. De lo contrario, la falta de dirección asistida puede provocar una colisión, lo que significa más dinero de su bolsillo.

Cambiar el líquido de la dirección asistida con regularidad le ayudará a mantener un funcionamiento óptimo. Si tiene problemas con su sistema de dirección asistida, nuestros técnicos certificados pueden ayudarle a identificar los problemas.

Cuidados y mantenimiento de la dirección asistida

La dirección asistida está prácticamente libre de mantenimiento, salvo en las de tipo hidráulico o electrohidráulico. En este tipo de dirección asistida,  los principales cuidados a tener son:

  • Nivel del líquido de dirección. Si existe fuga y se queda sin nivel podríamos provocar una grave avería.
  • Pureza del líquido: tener mucho cuidado al rellenar, evitando la intrusión de cuerpos extraños. Reemplazar el líquido según la recomendación del fabricante.
  • Evitar mantener la dirección girada a tope durante varios segundos (por ejemplo al maniobrar)
  • Estado de la correa de impulsión (si existe): no es grave, pero si al girar rápidamente la dirección se escuchan ruidos, vibraciones y el volante tiende a endurecerse, quizá se ha aflojado o manchado de aceite la correa.
  • Cuidar las presiones de inflado de los neumáticos
  • Si es posible, no mantener el pedal del freno pisado mientras giras la dirección al maniobrar
  • No forzar y mantener el volante girado al máximo durante las maniobras
  • Cuidado con los topes bruscos de dirección

En caso de avería, las reparaciones de dirección asistida son en general fáciles de realizar aunque no siempre baratas ya que en muchas ocasiones requiere el cambio de elementos completos. Por ejemplo, la dirección eléctrica pura puede requerir el cambio del motor, de la caja de dirección o incluso de la centralita completa del coche, si resulta ser esta última la que no interpreta correctamente las señales que recibe.

Comentar

Una opinión
  1. Nailil Dice:

    Hola buenos días quisiera saber si ustedes me podrían asesorar respecto a mi camioneta es una Ford Explorer 20111 la cual hace 1 mes le empezaron a salir los testigos de falla en dirección asistida y se me trabo el volante, por lo que acudí con un Mecanico el cual me dijo que mediante el escaner le había arrojado que necesitaba cambiarse toda la pieza de la dirección electro asistida y así lo hizo. El problema es que aunque ya le cambiaron la pieza ya van dos ocasiones que de nuevo de repente se traba otra vez el volante y salen los mismos testigos, por lo que no se entonces que podría ser ahora. Ya se le cambiaron otras piezas que requería para que al momento de alinearla no tuviera complicaciones pero por lo visto es otra cosa. Ojalá pudieran asesórame. Gracias

    Responder