Sensores de aparcamiento

¿Es usted de los conductores 10 en carretera pero cuando llega el momento de aparcar hace decenas de maniobras para dejarlo perfecto?

Son muchos los conductores que tiemblan cada vez que tienen que aparcar pero, afortunadamente, los autos nuevos integran un asistente de aparcamiento basado en una serie de sensores de aparcamiento que nos facilitan el estacionamiento.

¿Quieren saber más sobre los sistemas de aparcamiento? Hablamos sobre ello a continuación

Qué son los sensores de aparcamiento

Los sensores de aparcamiento, conocidos también como sistema o asistente de aparcamiento, son dispositivos basados en sensores que se instalan en el parachoques de nuestro auto y que nos facilitan la tarea del aparcamiento mediante el aviso de la existencia de obstáculos, en el caso de que aparezcan.

Estos sensores pueden instalarse en la parte delantera del vehículo pero lo más normal es hacerlo en la parte trasera o en ambas. Así, estaremos cubriendo los ángulos muertos de visión y obtendremos una señal acústica cada vez que estemos a determinada distancia de un obstáculo.

Cuánto más cerca nos situamos del obstáculo, más se acentúa la señal acústica que emiten estos sistemas de aparcamiento.

Por todo ello, muchos llaman a estos sensores erróneamente “sistema de aparcamiento automático” e incluso muchos hablan de coches que se aparcan solos cuando integran sensores de estas características.

¿Les gustaría saber qué tipos de sensores de aparcamiento existen? Lo vemos a continuación:

Sistemas de aparcamiento: ¿Qué tipos de sensores existen?

Sensores de aparcamiento electromagnéticos

Los sensores de detección electromagnética van fijados en el interior de los paragolpes y detecta alteraciones del campo electromagnético originados por obstáculos sólidos. Son más resistentes a golpes que los sensores de ultrasonidos.

Sensores de ultrasonidos

Los sensores anteriores van fijados a los paragolpes en forma de barras metálicas pero en el caso de los sensores de ultrasonidos tenemos unos pequeños cilindros que se incrustan directamente. Su radio de acción llega a los 160 grados en horizontal y 60 grados en vertical.

Sensores de obstáculos

Este tipo de sensores vienen instalados de serie en algunos autos pero tienen más desventajas que los anteriores porque se ensucian con mayor facilidad.

 

En cualquier caso, es importante decir que los sensores de aparcamiento no son un sistema de aparcamiento automático propiamente dicho dado que es el conductor el que, con ayuda de este sistema auxiliar, debe aparcar de la mejor forma posible, sin chocar con los obstáculos existentes como pueden ser muros, otros coches, etc.

Entradas relacionadas

Comentar

Una opinión

Trackbacks

Check out what others are saying about this post...
  1. […] prácticos. Si tiene un coche de nueva generación, póngale sensores de aparcamiento y olvídese de aparcar. Incluso puede incluir un sistema de aparcamiento automático, aunque no le […]