¿Qué ha pasado con Michael Schumacher?

El piloto alemán tuvo un accidente hace dos años mientras se encontraba esquiando en los alpes franceses. Michael Schumacher ex piloto de la Fórmula 1, llamado el Káiser o Schumi por sus aficionados. Uno de los pilotos más laureados de la Fórmula 1, 7 veces campeón, 2 veces con Benetton y 5 con Ferrari. Pero poco se ha sabido después del accidente. La vida de 'el Káiser' daba un giro de 360 grados un 29 de diciembre de 2013 y que a día de hoy, es ya casi un misterio.

En el 2014 se hablaba que el piloto de 46 años despertaba del coma y se trasladaba a su domicilio en Suiza para completar su recuperación. Desde ese entonces la familia de Schumacher ha estado en completo silencio. No ha querido tener ningún contacto mediático.

Las noticias más recientes y que se han conocido son acerca de su esposa Corina quien según especulan algunos medios a empezado a ponerse al frente de la situación y se habla que prácticamente llevo un hospital hacia su domicilio. Donde médicos, enfermeras y equipos médicos trabajan en pro de la recuperación del ex piloto.

La recuperación parece ir demasiado lenta y los cuidados que se deben tener con el Káiser, parecen ser demasiado costosos, en algunos sitios hablan de (140.000 euros por semana), aproximadamente 14 millones de euros al año. En un tratamiento que incluye una cama móvil que le pone de pie y activa en lo posible las extremidades y la masa muscular perdida.

Pesé a no existir riesgo inminente de incrementar la fortuna, su mujer ha empezado a deshacerse de bienes como el jet privado “35 millones” o el chalet en Noruega “tres millones” y plantea vender las casas de Méribel y Dubai o el Ferrari F2000 con el que el Michael ganó su tercer mundial. Todo sobra si falta lo más importante que es la salud del Káiser.

Un medio inglés también descubrió que Corinna desea vender el chalet de Meribel, la estación invernal francesa donde Schumacher sufrió el grave accidente que hizo temer por su vida. La venta de las propiedades y del avión han levantado la sospecha de que Corinna podría tener problemas de liquidez, aunque para nadie es un misterio que Michael Schumacher es dueño de una fortuna que asciende a unos 750 millones de euros. Otros medios afiman que la venta de estos bienes corresponde a  decisiones respecto a la nueva forma de vida y la imposibilidad de disfrutar de estos bienes.

Nadie abandona al Káiser

Ante el hermetismo que se tiene en torno a la vida de Schumacher, algunos de los más cercanos o conocidos que dicen haber visitado al piloto, aseguran que la recuperación va demasiado lenta.

Antes afirmó en el diario alemán Express era "alarmante no saber nada de parte de la familia": "Según su médico el daño cerebral fue grave, pero Michael es un personaje público, y supongo que un gran avance se daría a conocer".

Otros como Flavio Briatore, su jefe en Benetton, prefiere no pasar un mal trago: "Felipe Massa me contó sobre su estado y prefiero recordar al Michael de siempre, al que yo conocí. Pasé mucho tiempo con él y está en mis pensamientos", afirmaba en noviembre.

También hace un mes Jean Todt, director deportivo en su etapa en Ferrari, afirmaba visitar "muy a menudo" a Schumacher, y que este "sigue luchando". Y un mes antes Ross Brawn, ex director técnico de Ferrari, explicaba que sigue "habiendo esperanzas" de recuperación.

Por último Luca di Montezemolo, antiguo presidente de Ferrari, aseguraba que era algo "terrible" verle en esta situación: "Fue fundamental para Ferrari, y es una persona excepcional. Admiro el coraje y la fuerza de su familia por cómo ayudan a Michael. Espero escuchar buenas noticias pronto". Los que le han visto en persona, apenas dejan entrever nada.

Esperamos que esta gloria del automovilismo, logre su recuperación, es triste no tener conocimiento acerca de su evolución y respetamos profundamente el hermetismo de su familia y solo resta enviar un saludo y bendiciones por su pronta recuperación, un personaje admirado en el mundo del automovilismo, a veces la vida es dura, pero todo es posible, mientras exista fe hay esperanza, desde nuestro medio damos un saludo de fe y esperanza por la recuperación de Michael Schumacher.

Algunos de los que dicen que lo han visto informan que  está muy delgado, que pesa 45 kilos y que su recuperación parece ser demasiado lenta, otros aseguran que ya está empezando a caminar. Pero todas estas informaciones han sido desmentidas por su familia.

Entradas relacionadas

Comentar