Mujer al volante

Encontré una imagen en las redes sociales y me inspiró a escribir sobre este tema, el viejo adagio popular dice “mujer al volante…peligro constante” existen muchos comentarios al respecto  de la destreza de las mujeres al conducir autos y los calificativos a la hora de referirse a ellas en las vías son menos que halagadores, pero las cifras en el mundo las dejan muy bien libradas en temas como prudencia al volante y respeto por los demás actores de la vía como motociclistas y peatones.

Cada año ocurren millones de accidentes en el mundo, en estos accidentes por cada mujer que fallece en un accidente de tránsito fallecen 3 hombres; el 18% de los accidentes por exceso de velocidad son causados por las mujeres frente a un 82% de los hombres y de cada 10 accidentes tan solo 1 es generado por una mujer.

Características de género

Es más una cuestión de género, las características de cada uno son las que marcan sus actitudes, habilidades y defectos al conducir un vehículo.

Los hombres en la gran mayoría están más dispuestos al uso de las herramientas, de allí la facilidad para conducir un auto, por eso se sienten más seguros y sienten menos temor al respecto. Esta confianza hace cometer errores y ser más arriesgados frente a la velocidad que pueden desembocar en eventos fatales. Tienen menor control sobre la inteligencia emocional y se dejan provocar el espíritu de competencia.

Por su parte las mujeres son más prudentes a la hora de manejar, tienen mayor control sobre la inteligencia emocional, siendo capaces de manejar mejor las situaciones, ser más tolerantes y respetuosas con los actores viales como peatones, ciclistas y motociclistas y de otros conductores, ocasionan menos accidentes al estar más pendientes de la vía. En contra las mujeres tienen menor ubicación espacio-temporal, con lo que la mayoría de eventos que se presentan en su historial al volante es en este aspecto, al estacionar, en espacios reducidos y a baja velocidad.

No vamos a convertir esto en una batalla de los sexos, no se puede generalizar al respecto, considero muy importante el hecho que la mujer también conduzca, hay muchas que no lo hacen perfecto y lo primero que hicimos con mi esposa al comprar un auto es que ella también aprendiera a conducir, es ideal para que ellas también se desenvuelvan en las vías, esto ayuda a que un viaje largo no nos fatiguemos, ella se desenvuelve muy bien en carretera y ciudad, en tráfico denso o fluido, le costó un poco mas aprender a estacionar pero ya lo hace en reversa incluso  muy bien, la mujer cuando adquiere una habilidad puede llegar a superar al hombre, es más inteligente incluso a la hora de dirimir un inconveniente, y  a considerar por las cifras si la mayoría de conductores fueran mujeres, los índices de accidentalidad de transito serian menores.

Entradas relacionadas

Comentar