Los superpoderes de las direccionales

Definitivamente hay que utilizar las direccionales de forma adecuada. ¿Es usted de los que señaliza cada vez que realiza un giro o cambio de carril? ¿Sabe si le está dando el uso adecuado? ¿Sabe cuándo utilizar las direccionales y cuál es su función?

Es verdad, mucha gente por desconocimiento, por olvido o por afán no usa correctamente las direccionales. Cuanta más experiencia adquirimos menos precavidos nos tornamos. Utilizar la direccional no es una opción, es una obligación, no solo de índole social sino de simple educación.

Pero el título del artículo habla de superpoderes, y es así, muchos conductores le atribuyen características especiales a las direccionales. ¿Quiere conocer los superpoderes de las direccionales? Aquí los tenemos.

¿La direccional le da la opción de invadir el carril?

La respuesta a este interrogante es: No.  Para aquellos que Invaden nuestro carril y dicen “mire la direccional” ya lo saben, la direccional no le permite invadir el carril.

Antes de ingresar al carril debe asegurarse que la maniobra no reviste peligro para ninguno de los vehículos en circulación.

Adelantar cerrando es una de las hipótesis de tránsito que le puede adjudicar la culpabilidad en un eventual accidente de tránsito.

He notado una maniobra preocupante en conductores a nivel nacional; en  una curva de una vía de doble carril, toman las curvas cambiando de carril. ¿Será que no saben tomar la curva por su carril?,  ¿Lo hacen por desconocimiento? O ¿Lo hacen por facilidad? Sería bueno que nos contaran.

Según el código nacional de tránsito ART.60. “los vehículos deben transitar, obligatoriamente, por sus respectivos carriles, dentro de las líneas de demarcación, y atravesarlos solamente para efectuar maniobras de adelantamiento o cruce…”

Para adelantar deberá tener en cuenta el ART.61, 66, 67 y 68. El ART61 habla de evitar acciones que afecten la seguridad, el ART. 66 habla sobre la prelación durante los giros en las intersecciones, el ART. 67 nos indica cuando debemos utilizar las direccionales y el ART. 68 nos enseña a utilizar de forma adecuada los carriles. Para no extendernos en los artículos les dejamos un pdf (Ley_769_2002) del código nacional de tránsito que se puede descargar en la página del Ministerio de Transportes.

¿La direccional permite saltarse una señal de tránsito?

Excelente pregunta, ¿Si voy a girar a la derecha y hay un pare puedo saltármelo si pongo la direccional? ¿En un semáforo en rojo pongo la direccional y puedo pasarlo? ¿Ustedes que opinan?

Las señales de tránsito son dispositivos o marcas en la vía, cuyo objetivo es orientar, prevenir e indicar la forma correcta como se debe transitar en las carreteras colombianas.  Por más que pensemos que estén mal diseñadas, mal ubicadas o les restemos importancia, son la forma de crear una convivencia en las vías. El cumplimiento de las señales de tránsito se señala como obligatorio en el artículo 109 del código nacional de tránsito, y la clasificación y definiciones surgen en el artículo 110.

Por lo tanto la respuesta para el interrogante es: No, la direccional no permite saltarse las señales de tránsito.

¿La direccional cambia la prelación?

La respuesta para este interrogante también es No. En el ART. 70 se establece la prelación que existe en las intersecciones, además se debe respetar la señalización correspondiente. También es bueno agregar que los conductores deben anticiparse a las situaciones, si van a girar a la izquierda deben transitar por el carril izquierdo y si van a girar a la derecha deben cargarse al carril derecho, se da el caso que tienen la intención de girar a alguno de los lados y quieren realizar el giro sin respetar al conductor que transita por este carril.

Los superpoderes de las direccionales

Tiene tantos superpoderes que algunos conductores ni siquiera las utilizan, y cuando lo hacen es de la forma equivocada.  La reflexión para el día de hoy es señalizar de la forma adecuada, y ¡sí tiene superpoderes! Si las utilizamos bien, salvan vidas y evitan accidentes de tránsito.  No las utilice como excusa para realizar imprudencias, no está engañando a los demás conductores sino a sí mismo y si no sabe cómo usarlas, ¡tranquilo! nunca es tarde para aprender.

Entradas relacionadas

Comentar