Los otros fluidos del automóvil

Decirles que el aceite es el fluido más importante a estas alturas seria descubrir que el agua moja, y tal vez decirles que nunca deben descuidar el cambio junto con el filtro seria desgastante. Pero no está de más recordarles la importancia de los fluidos en el automóvil.

Hoy le daremos un mayor protagonismo a los otros fluidos que debemos tener muy  en cuenta cuando tenemos un automóvil. Al igual que el aceite del motor necesitan revisiones periódicas y sustitución.

Aceite para transmisiones

transmision

Al igual que el aceite para motor lubrica, refrigera y protege de la corrosión, también tiene aditivos que mejoran las condiciones de trabajo.

Existen algunos modelos de cajas de cambios o diferenciales en los que no es necesario cambiar el aceite durante toda la vida del vehículo, pero sin embargo en otras existen unos intervalos de sustitución (tanto del aceite como del filtro) que suelen oscilar entre los 90.000 y 180.000 kilómetros.

En caso de que el auto sea automático o de tracción total, es importante verificar los intervalos de mantenimiento del aceite de la caja de cambios o de los diferenciales de la transmisión en el manual de servicio. No olvide siempre utilizar el aceite con las especificaciones recomendadas por el fabricante.

Refrigerante o anticongelante

refrigerante

El refrigerante o anticongelante es el fluido encargado de mantener la temperatura del motor en las condiciones ideales de funcionamiento. Se encarga de evitar que la temperatura suba hasta recalentarse o que el líquido llegue a congelarse a temperaturas muy bajas.

Además de esta función principal, también tiene otras muchas, como transferir el calor al exterior evitando que el líquido entre en ebullición, reducir la evaporación y proteger el circuito de la cavitación (una corrosión que se produce al formarse burbujas de gas que impiden el contacto directo del metal con el líquido refrigerante).

Es vital mantener siempre el líquido de refrigeración en su nivel. Ya explicamos en post anteriores por qué no es recomendable utilizar agua del grifo o mezclar el refrigerante, sino que deben utilizarse los líquidos especiales creados por los fabricantes para estafunción.

Líquido de frenos y dirección

frenos

El líquido de frenos y de dirección son vitales y comprometen de forma directa la seguridad, de ahí el interés de realizar un mantenimiento adecuado de estos sistemas. Verificar los niveles, los depósitos se encuentran completamente al acceso, son fáciles de identificar (en el manual del vehículo puede encontrarlo) identificando las marcas de máximo y mínimo.

Estos líquidos garantizan la presión correcta en el sistema hidráulico, y se han diseñado para mantener una viscosidad uniforme a cualquier temperatura (sobre todo en el caso del líquido de frenos), deben resistir la oxidación evitando la formación de residuos manteniendo un punto de ebullición muy alto. Existen de base sintética (su norma es DOT 4 habitualmente) y de base mineral (estos casi no se utilizan hoy en día) pero existe el LHM+(Liquido mineral hidráulico), usado en algunos vehículos de PSA (Peugeot y Citroën). Nunca debemos mezclarlos o utilizar uno en lugar de otro, debido a que rápidamente tendríamos problemas con el sistema de frenos.

Normalmente, los fabricantes recomiendan sustituirlo cada cierto tiempo (entre dos y cuatro años). Si piensa cambiarlo usted mismo, preste atención a las especificaciones del líquido que usa su vehículo. No es aconsejable utilizar líquido de un envase que lleve tiempo abierto, pues puede haber absorbido agua del ambiente y modificar sus propiedades, estos líquidos son higroscópicos y tienden a absorber la humedad, perdiendo sus características y punto de ebullición.

Líquido del limpiaparabrisas

lavaparabrisas

El parabrisas requiere en ciertas épocas del año una limpieza especial para mejorar la visibilidad. El depósito es de fácil acceso y lo puede cambiar el usuario sin problemas. Es recomendable utilizar líquido lava parabrisas, es económico, incluso más que aplicar jabón u otros aditivos (es una costumbre frecuente) el uso de productos inadecuados puede dañar los circuitos a largo plazo.

Ahora ya saben, hay otros líquidos en nuestro vehículo que requieren revisión y cambio. No dejen pasar el tiempo establecido y utilicen únicamente los recomendados por el fabricante.

Entradas relacionadas

Comentar