Johamer J1 la motocicleta eléctrica

Es una motocicleta eléctrica que ya se comercializa en Europa y tiene una autonomía que pocos eléctricos poseen, 200 kilómetros. Su recarga tarda tres horas y media en red eléctrica domestica.

Fue diseñada por el austriaco Johan Hammerschmidt. Su constructor fue también la persona encargada de diseñar desde cero esta motocicleta eléctrica, la primera del mundo en lograr una autonomía de 200 kilómetros. Hay otra variante del modelo, algo más económica, que recorre la nada despreciable cifra de 150 kilómetros.

Propulsor

El motor eléctrico y el controlador están integrados en la rueda trasera que dice el fabricante no requiere mantenimiento. Los paquetes de baterías, con una densidad de potencia excepcionalmente alto  son desarrollados y fabricados por Johammer.

Ficha técnica

  • Potencia continua del motor: 11 kW / potencia de salida máxima: 16 kW
  • Transmisión: 1: 10,15
  • Motor: síncrono excitado-DC con transmisión de una sola etapa, sumergido en baño de aceite sellado y sin necesidad de mantenimiento
  • Freno de motor eléctrico con recuperación de energía kers
  • Aire acondicionado

El sistema de gestión de la batería (BMS) está diseñado e implementado para cumplir con las especificaciones de alimentación eléctrica y mecánica precisas y han sido sometidos a pruebas rigurosas (vibración, impacto, carga eléctrica, la penetración, etc.).Ningún otro fabricante de motocicletas del mundo se encuentra actualmente en condiciones de ofrecer movilidad EV con este nivel de características técnicas.

Johammer garantiza una vida útil de 200.000 km o cuatro años, con una capacidad residual de al menos el 85%. Los paquetes de baterías están diseñados para ser reutilizados como módulos fijos de almacenamiento de la electricidad generada por los sistemas fotovoltaicos.

Características técnicas

El chasis o bastidor central es de aluminio extremadamente resistente a la torsión, se adapta a los amortiguadores y a la batería, lo que le confiere una sinergia perfecta en relación al peso, la función y la estabilidad.

El brazo de suspensión de aluminio es progresivo, iguala la posición del asiento en la frenada y es más estable.

El centro de gravedad (350 mm) ofrece una buena sensación de seguridad y comodidad de movimientos, con la posibilidad de ajuste del manillar y el reposapiés.

El espejo retrovisor es redondo y multifuncional permite integrar  una pantalla de alta resolución de 2,4 “a color que informa sobre velocidad, revoluciones, etc.

Chasis

  • Marco: marco de aluminio central, atornillado
  • Parte trasera: de un solo brazo de aluminio fundido con unidad de accionamiento integrado
  • Frontal: de doble brazo de aluminio con el brazo de sección en caja de aluminio paralelo para igualar par de frenado
  • Rueda delantera: llanta de aluminio con 2 discos de bridas atornilladas
  • Rueda trasera: llantas de aluminio con brida soldada presionado

La moto austriaca no tiene nada de convencional. A su diseño, su chasis y sus componentes se le suman la posibilidad de utilizarla como batería autónoma para una casa. Johann Hammerschmid, su creador, tiene la intención de convertir la moto en una batería suplementaria para el hogar. Una gran solución en caso de quedarse sin luz un día en casa, porque la Johammer J1 podría ayudarlo con sus baterías.

En Europa hay casi cien Johammer J1 circulando por sus calles. ¿El precio? La versión J1.150 cuesta 22.900 euros aproximadamente, mientras que la J1.200 cuenta puede llegar a costar 24.900. Sin embargo, también puede adquirirse en su versión de alquiler: 229 euros al mes para el primer modelo mencionado y 249 euros para el segundo.

Video

Entradas relacionadas

Comentar