Historia de Škoda: de las bicicletas a los coches

historia de skoda

Škoda es una marca de automóviles con mucha, mucha historia. De hecho, forma parte del selecto grupo de 4 constructores de automóviles más antiguas de la historia.

Nacida en República Checa con el objetivo de hacer bicicletas, su historia es un gran ejemplo de cómo un fabricante de un país pequeño puede llegar a conseguir un éxito similar al de otras grandes marcas.

Veamos el recorrido de la marca desde que su fundador, Václav Klement, la fundara en la década de los 80' del siglo XIX . ¿Nos acompaña en este viaje por la historia?

vaclav klement

El orgullo de ser checho

El origen de Škoda es más que curioso, ya que proviene de un (grave) fallo del servicio de atención al cliente de la compañía Dresden Seidal & Naumann.

Václav Klement compró una bicicleta en los años 80 de esta compañía. Estaba muy ilusionado con ella y era el regalo que llevaba esperando años. Pero algo ocurrió: su bicicleta comenzó a sufrir problemas técnicos.

Para solucionarlo Klement envió una carta a Dresden Seidal & Naumann escrita en checo, la lengua de su patria. Sin embargo, la compañía alemana le pidió que escribiera en alemán ya que el checo "les parecía imposible de entender".

Eso cabreó mucho a Klement y produjo que él mismo decidiera crear una compañía de bicicletas. Pasó de ser librero a fundar, junto al mecánico Vaclav Laurin, la compañía Laurin & Klement.

La compañía resultó todo un éxito y comenzó a vender una bicicleta llamada "Slavia" a un gran ritmo. Eso motivó a Klement, que decidió atreverse a traer un modelo de bicicleta de París llamada Werner Bros.

skoda voitturete

El salto a los automóviles

En el siglo XX ambos decidieron que era la hora de pasarse al automóvil. Por eso crearon un vehículo de tres ruedas en 1904, el cual bautizaron como el Voittureta. Tenía 1.000 cc y caballos de potencia para alcanzar una velocidad de 40 km/h.

Desde que comenzó la producción la planta de la compañía, Mladá Boleslav, empezó a crecer gracias a este vehículo. Estaba bien diseñado, era barato y funcionaba bien. La empresa dejó de ser una pequeña empresa y se convirtió en una gran sociedad.

Tiempo de competición y guerra

La compañía decidió invertir en participar en competiciones. Laurin y Klement querían demostrar que los coches, además de ser bonitos y económicos, podían ser rápidos.

Consiguieron decenas de victorias en competición y en 1914 alcanzaron el estatus de mayor productor del Imperio Austro-húngaro. Pero, como podría predecir, llegó la I Guerra Mundial.

La producción se adecuó a las necesidades del ejercito y durante unos años su producción comercial cesó. Sin embargo, se puede decir que es una de las marcas que mejor supo recuperarse tras la guerra, ya que sus modelos volvieron a producirse escasos meses después.

skoda 600i

Fusiones y cambios de producción

En los años 20 la marca sufre una grave recesión económica. Hay una crisis en el mercado y las ventas caen en picado. Eso produce que, de forma casi obligada, la marca se tenga que fusionar en 1925 con Skoda, marca que se quedaría con el nombre de todo lo fabricado a partir de ese año.

Esa inyección económica y nueva visión comercial lleva a la marca a cambiar su modelo de producción. Fijándose en el éxito de Ford comienzan a producir vehículos para el pueblo a un precio pequeño y con una producción en masa.

De este cambio nacen los Skoda 600i y el Skoda Popular, que fue el coche que volvió a poner a la marca en el mercado. Sin embargo, de nuevo la II Guerra Mundial vuelve a frenarlo todo.

Skoda Tipo 1101

Los devastadores efectos de la II Guerra Mundial

República Checa es invadida y ocupada por el ejercito nazi durante la guerra, por lo que toda la maquinaria de Skoda se convierte en un generador de vehículos de guerra para el ejercito alemán.

Además, en 1945, la principal fábrica de Skoda es bombardeada y casi destruida por completo. Para salvar la marca y la economía del país, República Checa nacionaliza la marca tras la guerra y se hace con el control de la misma.

El primer coche de la posguerra sería el Skoda Tipo 1101. Durante esos años toda la economía estaría controlada por el gobierno, y la compañía seguiría produciendo a buen ritmo vehículos como el Skoda Octavia entre otros.

skoda octavia

El muro de Berlín

El alzamiento del muro de Berlín divide Europa en dos. Y el gran problema de Skoda es que se queda en el lado oriental, donde la tecnología es mucho más atrasada y el mercado está totalmente estancado.

Aun así la marca sigue vendiendo a buen ritmo en su país, sobre todo gracias al Skoda Felicia, Octavia, 100 y 110.

En Europa del Este no hay mejor marca que Skoda, llegando a producir su coche un millón en el año 1973. Aun así, el aislamiento, el estancamiento económico y la pobreza lleva a Skoda a centrarse casi únicamente en el mercado checo.

skoda felicia

Volkswagen al rescate

Skoda decide preparar un proyecto para volver a Europa Occidental. Contrata a Bertone, un gran diseñador italiano, y crea el Skoda Favorit a partir de 1987. El vehículo es un éxito y, una vez derruido el muro de Berlín en 1989, la marca busca expandirse al mercado occidental.

Volkswagen es, en 1990, el grupo que compra a Skoda y la añade a su grupo para comercializarla mundialmente.

Gracias a esta compra Skoda por fin penetra en el mercado occidental. Desde 1990 hasta el año 2000 la marca se asienta, gana presencia en esta zona de Europa y por fin se hace con un nombre.

Los cambios tecnológicos, la ayuda de Volkswagen y el lanzamiento de vehículos míticos de Skoda como el Fabia o Felicia ayudan mucho a conseguirlo. De hecho, uno de los nuevos rediseños del Skoda Octavia incluso llega a ser Coche del Año en muchos países de la zona.

Además, se crea un equipo de competición llamado Skoda Motor Sport Team, que compite sobre todo en rallyes.

skoda superb

El progreso hasta la actualidad

Desde el 2000 hasta la actualidad Skoda ya se ha asentado como una marca más dentro del mercado mundial. Es curioso que, a lo largo de los años, casi siempre haya triunfado con coches que lleva produciendo desde hace décadas como el Fabia, Octavia o el Superb.

Quizás su último gran éxito haya sido la gama GreenLine, que es una gama de modelos de bajo consumo y emisiones basada en el TDI common rail.

Modelos míticos de Skoda

  • Skoda Voittureta
  • Skoda Popular
  • Skoda Felicia
  • Skoda 600i
  • Skoda Favorit
  • Skoda Fabia
  • Skoda Octavia
  • Skoda Superb

Entradas relacionadas

Comentar