Errores frecuentes a la hora de comprar un auto

Comprar un auto nuevo o usado es una tarea difícil, una buena elección puede llevarnos a hacer una buena compra o a comprar un auto que no va a suplir nuestras necesidades o quizás nos lleve a perder mucho dinero y quedarnos con un auto que no nos hará felices.

¿Cuáles son estos errores?

1.      No saber qué tipo de combustible usar

Hace unos años algunos usuarios se inclinaron por usar el diésel como combustible para sus vehículos, este combustible era mucho más económico que la gasolina y los vehículos tenían torques más altos en bajas revoluciones.

Con el pasar de los años el precio de ambos combustibles esta casi que nivelado, solo los separa unos miles de pesos, lo que puede ser importante a la hora de elegir el tipo de combustible, pero no lo es todo.

Diésel

El consumo de combustible es diferente al de gasolina en cuanto al rendimiento, aunque el precio este casi igual el rendimiento no es igual al de la gasolina por su funcionamiento. Razón por la cual se utiliza en los autos grandes y pesados, la mecánica del auto es un poco más compleja razón por la cual sus costos de mantenimiento serán mayores a los de uno de gasolina, pero considerando que se utiliza en una mayor cantidad de kilómetros de recorrido.

Gasolina

Son más económicos de mantener, pero en usos más deportivos o de recorridos largos, el pedal del acelerador nos factura de una forma diferente, el mantenimiento es más sencillo y económico, usado en la mayoría de los autos, siendo compensado por motores más pequeños de menor cilindraje con altas potencias que mejora el rendimiento.

Eléctricos

Los autos eléctricos están de moda en el mundo y están haciendo su aterrizaje en nuestro país, son autos que en si demandan un menor costo de mantenimiento, se encuentran en la barrera de los 100 millones de pesos, sin embargo una de las mayores limitantes para su uso es la reducida autonomía que tienen  y la escasez de puntos de recarga, la falta de subsidios para su adquisición, lo que los hace poco aconsejables como único auto de la familia.

2.     El motor

En nuestro artículo cómo seleccionar el motor podrán encontrar varios tips y pautas a tener en cuenta para la selección del motor, un dato importante a tener en cuenta  al adquirir un auto nuevo  y que debemos evaluar en el motor es: su desempeño, consumo, especificaciones técnicas, cilindraje y mantenimiento.

Si es nuestro primer auto tendremos que tener en cuenta todas estas características, para encontrar la motorización más acorde a nuestras necesidades y uso del mismo.

Si ya hemos tenido auto y vamos a mejorarlo tendremos que tener en cuenta variables como potencia, torque, cilindraje, consumo de combustible, tipo de combustible y el uso que le vamos a dar, ya que el cambiar de auto implica cambiar el espacio, cambiar los hábitos de mantenimiento, manutención del mismo y costos en general, lo más importante es que estos costos sean acordes al desempeño del auto, lo que podemos denominar costo/beneficio que es lo que siempre se busca con un auto, que el precio sea acorde a lo que adquirimos.

3.     Equipamiento

El equipamiento tiene mucho que ver en costo del vehículo, entre más elementos de seguridad y confort el auto será más costoso, pero no solo a la hora de comprarlo, sino también a la hora de su mantenimiento y de una eventual colisión. Parece exagerado evaluar esto pero todo influye a la hora de la manutención del auto, unas ruedas más grandes, rines más altos, significan un mayor costo a la hora de sustituirlos, el mantenimiento es más costoso si se cambia el segmento del auto, en una eventual colisión también debemos tener en cuenta que los sistemas de seguridad activos y pasivos del autos incrementan el costo de reparación, es diferente una colisión de un auto que solo tienen (2) airbags, frente a uno que tiene (7), por obvias razones este ultimo nos brindará una mayor seguridad en caso de un accidente.

Un detalle tan sencillo como despinchar una llanta puede volverse más complicado en un auto que tiene indicadores de presión de aire de las llantas, dado que se debe tener un cuidado especial, se debe instalar parches tipo sombrilla que no vayan en detrimento del sistema y tener un especial cuidado con el testigo que se encuentra dentro de la llanta que reviste un alto costo, así que en cualquier montallantas no podrán realizar esta operación, a fin de mantener esta característica funcionando correctamente. Es cuestión de evaluar costo/beneficio, la seguridad versus el dinero, los elementos de seguridad salvan vidas, y todas esas siglas, ABS, EBD, BAS, ESP, ESC, etc hacen la diferencia en los autos hoy en día.

4.     Costo del auto

Antes de comprar el auto tenga muy en cuenta su presupuesto y ajustarse a este, este es un buen consejo a veces debemos saber manejar las tentaciones y los vendedores de autos te pueden llevar a cometer un error a la hora de elegir el auto, siempre que se compre un auto nuevo se debe tener en cuenta el  valor de la cuota inicial que debe ser similar al valor de la depreciación en un año,  para contar con unas cuotas de financiación mensuales más bajas  si se adquiere financiado, no debe superar 4 años la financiación para evitar gastar mucho dinero en intereses, y por último el gasto del auto no debe superar el 10% de los ingresos brutos mensuales.

También se debe tener en cuenta las ofertas especiales que sacan las ensambladoras, los planes para adquirir un auto nuevo como retoma, planes 50/50, sistemas de financiación cortos, ofertas en modelos etc, para comprar en buen momento y evitar acelerarse en la compra y perder algunos beneficios.

5.     Devaluación

La depreciación de los autos en Colombia funciona de una forma diferente a otros países, mientras que en otros países la depreciación después de tres años de un auto está entre el 45 y 55 por ciento, donde un automóvil de 30 millones estaría entre 13.5 millones y 16.5 millones dependiendo de su estado, para estos países el auto es un bien de consumo, que tiene una vida útil y se piensa en cambiar el auto en un tiempo determinado.

En Colombia los autos tienen un valor diferente, de allí que vemos vehículos antiguos transitando por nuestras calles, para los colombianos el auto tiene más que un valor económico, este llega a tener un valor sentimental, que no por ello le aumenta su valor, aunque a juzgar por las cifras no es muy alta la depreciacion con relación a otros países,  está entre el 23 y el 35 por ciento pero  cada vez se acerca más a los indicadores mundiales.

La devaluación se relaciona con el hecho de que tan comercial puede ser el auto, que aceptación y que salida tiene en el mercado. Entre más alto sea su precio y la gama del auto,  será menos comercial, también influyen factores como la marca, la representación que tenga la marca, el costo y la facilidad de consecución de los repuestos y la procedencia en caso de los vehículos importados.

Para dar un ejemplo un automóvil de 29 millones al salir del concesionario quedaría costando 24.6 millones de pesos, un auto de 60 millones al salir del concesionario valdrá unos 48 millones y una camioneta de 106 millones llegaría a 85 millones. Estas son las razones para tener siempre en cuenta la devaluación.

Entradas relacionadas

Comentar

3 Opiniones
  1. John fer Lopez dice:

    Excelentes recomendaciones, gracias!!

  2. liliana gil dice:

    Excelente las observaciones. Pero los conseccionarios están obligados a hacer prueba de ruta en vehículos nuevos?

  3. Gilbert Mauricio García Orozco dice:

    Si los test drive o demo car, no todos estan disponibles en todas las vitrinas y no siempre coinciden con el que estas buscando, pero lo tienen al acceso.