El rodaje del automóvil

rodaje del coche

Si alguna vez han tenido una moto, seguro que conocen el significado del rodaje. Sin embargo, muchos conductores piensan que, mientras que en una moto es imprescindible, un coche ya viene totalmente rodado cuando es vendido en el concesionario.

Se equivocan.

El rodaje del coche es imprescindible. Da igual que el motor sea nuevo, gasolina, diésel o que el coche tenga 5 años o sea un modelo nuevo de 2015. Necesita un rodaje, aunque este sea distinto dependiendo del modelo y tipo de motor.

¿Por qué es necesario hacer el rodaje?

Cuando un vehículo "sale" del concesionario las piezas no están totalmente cojuntas y el motor podría tener algún tipo de impureza. Eso significa que, si nos dedicamos a revolucionar y volver loco el vehículo, reduciremos la vida útil del mismo hasta en un 10%.

Piense que un vehículo nuevo es como una persona recién salida de una lesión. Si usted se ha roto un brazo, ¿va a jugar al tenis nada más salir del hospital? Por supuesto que no. Necesita ir reajustando sus "piezas" y cogiendo fuerza poco a poco. Lo mismo ocurre con los automóviles.

Cómo hacer el rodaje de un coche nuevo

Por mucho que el vendedor del vehículo le diga que ya viene rodado, es importante que sea cauto. Como he comentado, un mal rodaje en los primeros 2.000-3000 kilómetros del coche podría provocar que le duraran las piezas un 10% menos.

¿Y cómo puede evitarlo? Siguiendo estos consejos:

  1. Nunca arrancar ni apagar el motor de inmediato: cuando entre en su coche nuevo, enciéndalo y manténgalo a ralentí durante al menos un minuto. De forma similar, cuando vaya a salir del coche, haga el mismo proceso. Esto es muy importante sobre todo en motores con turbo.
  2. No fuerce las marchas: evite revolucionar mucho el vehículo y cambie de marcha con frecuencia. No tiene sentido revolucionarlo ni ahora ni cuando termine el rodaje, ya que aumentará el consumo de combustible.
  3. No acelere en frío: si está parado en un STOP o simplemente intentando salir de un aparcamiento, no haga un acelerón brusco para salir rápidamente. En el rodaje podríamos destrozar una pieza por completo por hacer varios de estos acelerones.
  4. Deje reposar el vehículo: para ajustar todas las piezas a su holgura dentro del motor es necesario hacer ciclos completos de temperatura. Eso requiere que el vehículo pase del frío al calor y, posteriormente, vuelva de nuevo a enfriarse. Para ello deberá dejar reposar el vehículo y evitar trayectos cortos, ya que no permiten hacer este ciclo.
  5. Sea cauto con el acelerador: no apriete el acelerador al máximo ni lo mantenga en marchas bajas. Para que estas piezas se ajusten, lo ideal (aunque suene estúpido) es que le toque lidiar con un atasco para acelerar, desacelerar y cambiar de marcha constantemente.

En definitiva, intente cuidar al máximo su coche y hacer el rodaje durante los 3.000 primeros kilómetros. Si el vehículo es diésel, le recomendaría aumentar incluso esa cantidad hasta los 5.000.

No es algo que se haga por gusto. Vuelvo a repetirlo: un buen rodaje de un coche nuevo puede aumentar la vida útil de sus piezas hasta un 10%. Es decir, si una pieza tiene que durar 2 años, usted podría conseguir que durara 2 años y 3 meses simplemente por este rodaje.

¿Hizo usted rodaje en su vehículo? Si es así, aconséjenos otras formas de hacerlo y varias precauciones que tomó para cuidar su vehículo en sus primeros días de vida.

Entradas relacionadas

Comentar