¿Cuáles son las consecuencias de tanquear con el combustible equivocado?

¿Qué sucede si por equivocación del conductor o del operario de la estación de servicio le suministra el combustible equivocado al automóvil? Esta es una pregunta muy importante que suele suceder en camionetas y pick up, donde existe la posibilidad  que el rodante venga equipado con motor gasolina y diésel.

Las equivocaciones al llenar el depósito con el combustible erróneo son más habituales de lo que pensamos. Es un fallo que se debe a una distracción o al desconocimiento del vehículo.

En este artículo vamos a responder este interrogante, ya que genera un gran impacto y muchos conductores no saben qué hacer, a quien debe cobrarle y como actuar frente a esta situación.

¿Qué debemos hacer?

Lo primero que debemos hacer ante este error es: No encender el motor o apagarlo lo más pronto posible. En los motores antiguos sí era posible, pero en los actuales el funcionamiento ha cambiado, y con la entrada de los sistemas electrónicos se han modificado las variables. Ahora es imposible y poco recomendable la aplicación de un combustible equivocado.

Para analizar el tema debemos tener en cuenta el funcionamiento de cada motor y las características de los combustibles. De cualquier modo las consecuencias varían de acuerdo a las condiciones de cada caso.

Al motor diésel por error se le aplica gasolina.

Con un auto diésel en el que por error ingrese una pequeña cantidad de gasolina, se generan inconvenientes dado que los motores diésel incluyen una tecnología y sistemas de inyectores de alta presión, y no es posible rodar ni con un porcentaje muy bajo de gasolina. Lo recomendable es limpiar el depósito y volver a tanquear con el combustible adecuado.

Los daños que se presentan en el motor diésel con el ingreso de gasolina pueden ser similares a los daños por cascabeleo, se erosiona la cabeza del pistón, la presión puede ser tan fuerte que puede producir orificios en el pistón.

Al motor gasolina por error se le aplica diésel

En caso que el vehículo tenga todavía en el tanque de combustible, se puede iniciar por acción de la bujía. En tal situación el diésel se comporta como un aceite y los efectos podrían ser similares a los de un motor pasando aceite y por esta razón se quemaría el aceite en la cámara de combustión.

Se observa que sale humo blanco o azul por el escape y residuos de diésel sin quemar. Estos residuos llegan al catalizador afectando las placas de rodio y paladio que se encargan de reducir las emisiones contaminantes. Los daños en el catalizador pueden generar no solo emisiones contaminantes, sino también pueden traer perdidas de potencia por obstrucción.

El aceite sin quemar queda como residuo en las cámaras de combustión y pueden en determinado momento empapar las bujías. Una bujía empapada de aceite puede producir molestias en el encendido como ya lo hemos visto en el artículo sobre bujías.

También es posible que el vehículo no tenga combustible en el tanque o la cantidad sea insuficiente para lograr que se transmita a la cámara y se encienda la mezcla. En tal caso el diésel no logra la relación de compresión necesaria, ni logra la temperatura del aire requerida para alcanzar a que el  diésel se atomice. El motor no encenderá pues el diésel va a humedecer la bujía del motor impidiendo la combustión de la mezcla.

¿Cómo proceder en estos casos?

Si se da cuenta del fallo mientras llena el depósito, no encienda el motor y llame inmediatamente a su seguro para solicitar el servicio de asistencia. Si es el empleado de la estación de servicio que cometió el error y lo detecta de forma inmediata, puede reclamar directamente a esta por el impase ocurrido.

En tal caso que se presente y no haya notado la situación de forma inmediata sino durante su recorrido, puede solicitar a la aseguradora el servicio de asistencia. Se suele pensar que la póliza solo aplica en caso de un accidente de tránsito. El poner combustible de forma equivocada puede considerarse un evento fortuito y ajeno a la voluntad del asegurado si no se ha realizado de forma deliberada. De cumplir con los elementos descritos puede  presentar la reclamación en la aseguradora.

Entradas relacionadas

Comentar