¿De qué depende el coste de la prima de un seguro?

Dentro del coste de un seguro de coche hay tantas opciones, variables y conceptos que a veces nos perdemos. Tendemos simplemente a llamar o contratar por Internet, sin saber muy bien ni qué contratamos, y pedir la factura final.

¿Cuáles son los conceptos que definen el coste de la prima? ¿Por qué pagamos más o menos que otros conductores? La prima de riesgo del seguro (lo que usted paga cada mes o cada año por su póliza) no es fija.

¿Le gustaría saber por qué paga lo que paga? Le mostraremos los 4 elementos que definen si usted paga más o menos por su seguro cada año.

1. Coche

Es evidente que el coste de la prima depende, en primer lugar, del coche que usted tenga y de sus características. ¿Qué características son las que marcan el precio? Las siguientes:

  • Antigüedad: cuanto más antiguo es el coche, más propenso a fallar es. Por lo tanto, de forma general, mayor es el precio.
  • Potencia: si el coche tiene más caballos de potencia, el monto de la prima de riesgo aumenta.
  • Valor: si su vehículo es un coche muy caro, el seguro también lo será. No es lo mismo asegurar un Volskwagen de gama media que un Ferrari, ¿verdad?

Hay otros valores que pueden definir el precio, pero estos son los principales. Digamos que si su coche es nuevo, tiene una potencia más o menos básica o mínima y su valor de mercado no es muy alto, pagará poco por su seguro.

2. Conductor

Su historial como conductor es el otro factor clave para determinar el precio. Los siguientes factores determinan si usted es un asegurado "barato" o "caro":

  • Años de carnet: a mayor número de años al volante, menor coste del seguro. Es lógico, ya que la experiencia (en teoría) le hace ser más seguro en su conducción.
  • Accidentes: los seguros solo actúan en caso de que usted haya tenido algún accidente. Si tiene un historial limpio, el precio de su seguro bajará muchísimo. Si su historial es desastroso, el precio aumentará de forma muy considerable.
  • Edad: a menor edad, mayor precio por su seguro. Estadísticamente está demostrado que los conductores jóvenes son más alocados al volante, por lo que los seguros confían mucho menos en ellos.
  • Uso habitual: no es lo mismo hacer viajes por ciudad que hacer 250 kilómetros cada día para ir al trabajo. El tipo de uso determina el riesgo de sufrir un accidente.

3. Zona geográfica

Aunque parezca algo inexplicable, las aseguradoras cambian su precio dependiendo de la ciudad o zona en la que usted viva. ¿por qué? Porque algunas condiciones como el estado de las carreteras, climatología o circulación son muy diferentes de una ciudad a otra.

Por ejemplo, ¿dónde cree que se pagaría más por un seguro? ¿En una capital transitada o en un pueblo de 5.000 personas? Es evidente que el riesgo de accidente es mayor en el primer caso, salvo que vaya con el coche a viajar por la montaña.

4. Índice de siniestralidad

Hay una estadística anual de las diferentes organizaciones gubernamentales (Dirección General de Tráfico en España, por ejemplo) que indica el número de accidentes que se han provocado. Y no solo eso, sino que las aseguradoras van más allá y calculan el coste de cada uno de los accidentes.

A partir de este nefasto índice las aseguradoras suben o bajan sus tarifas. La lógica invita a pensar a que, en un futuro, los precios de los seguros deberían ser menores debido a las nuevas medidas de seguridad de los vehículos.

¿Cuánto paga usted por la prima del seguro?

Estos son los 4 factores que han determinado el precio de su seguro. ¿Los conocía? ¿Sabía que todas esas variables podrían hacerle pagar unos euros o dólares de más?

Y, como última pregunta, nos encantaría saber cuánto paga por su seguro. Veamos el coste en distintas zonas geográficas. ¡Le esperamos en los comentarios!

Entradas relacionadas

Comentar